| Artículos | 01 JUL 2008

Agonías que terminan, y las que no volverán

Compartir

Daniel de Blas.
Por fin, la agonía de quienes llevan cerca de un año esperando para tener un iPhone “legal” ha terminado. Si durante este tiempo has tenido que mirar de reojo los iPhone (presumiblemente comprados en EEUU y desbloqueados) que algunos lucen con orgullo en cualquier lugar público, ahora finalmente, podrás tener el tuyo sin preocuparte de parches, aplicaciones de hackeo o actualizaciones de iTunes. Por otro lado, si tienes un iPhone desbloqueado, tendrás seguramente que esperar hasta que el nuevo software sea también pirateado y quizá tengas que renunciar a algunas cosas, como la tienda de aplicaciones para el iPhone, App Store. No obstante, si lo que pagaste hace algo menos de un año fueron unos 300 EUR al cambio en EEUU y has tenido el teléfono todos estos meses, tampoco has hecho mal negocio disfrutando una buena temporada del teléfono más avanzado del mundo a un precio que, una vez vistas las tarifas de MoviStar, no está nada mal. Tener un iPhone legal en España te compromete a 24 meses de permanencia con un plan mínimo de 15+9 EUR entre datos y voz, y un coste de adquisición de unos 99 EUR (para el modelo de 8 GB). Eso significa que, dentro de dos años, habrás pagado un total de 675 EUR por el teléfono. A cambio, tienes la tranquilidad de que siempre lo podrás tener a la última, tienes una tarifa pseudo plana de datos para navegar, puedes usar todos sus servicios como el buzón visual, comprar las aplicaciones que quieras y disfrutar de la garantía de Apple en caso de que algo no funcione correctamente. Así, el iPhone es todavía, para la mayoría de la gente, un teléfono muy caro (aunque no más caro que otros teléfonos “de lujo”), y en esta primera hornada será muy popular entre los aficionados a la tecnología, al Mac, o quienes no tienen problema en pagar más por tener un teléfono “exclusivo”.
Secretismo o “secretitis”. Lo peor que hemos pasado este mes, tras el anuncio de la llegada del teléfono, ha sido tener que esperar hasta que MoviStar y Apple decidiesen hacer públicas las condiciones y los contratos que irían unidos al teléfono. Hasta un par de días antes del lanzamiento no había apenas ningún indicio de lo que tendríamos que pagar por tener el codiciado teléfono. Esto no ha conseguido otra cosa que sulfurar a los posibles compradores, que veían como en todo el resto de Europa se aclaraban rápidamente las condiciones y en España se mantenía todo en el máximo secreto. Uno puede entender que Apple se valga de sus secretos para que la competencia no saque ventaja de éstos y que, por supuesto, no vaya por ahí diciendo qué nuevos productos o tecnologías tiene pensado lanzar o desarrollar. Pero a veces, este secretismo se convierte en “secretitis” y hace que los usuarios pasen de estar expectantes a estar exasperados. Una vez anunciado el producto, el operador y el día en que iba a salir a la calle, ¿cuántas vueltas hay que darle para anunciar la forma en que se va a vender? Pues bien, parece que dos empresas como MoviStar y Apple tienen que darles muchas. Durante ese tiempo, habrá usuarios que, en lugar de estar comprando o reservando un iPhone para su uso personal, o tal vez un centenar para dotar a toda la fuerza comercial de una empresa, quizá hayan escogido otro terminal y otra plataforma.

Apoyo en el canal
Por suerte, en contra de lo que ha sucedido en EEUU, donde la venta del iPhone ha estado restringida a las tiendas Apple y las de AT&T, los distribuidores Premium Reseller (los antiguos Apple Center) más importantes de nuestro país podrán vender también el teléfono. A falta de tiendas Apple, en nuestro mercado no quedaba otra opción que valerse de su canal tradicional para dar soporte a los usuarios del nuevo terminal (no me quiero imaginar al comercial de la tienda de MoviStar buscando cómo configurar la conexión Wi-Fi o mirando en un manual cómo reiniciarlo o restaurar el software). Además, el canal Apple es el que seguramente mejor surtido esté de accesorios para el teléfono y el que mejor va saber llevar a estos nuevos usuarios del iPhone hacia los Mac y otros productos de Apple, lo que también es un punto muy interesante. Por otro lado, Apple le da una alegría a su canal, siempre preocupado por los bajos márgenes y la competencia de los centros comerciales.

Snow Leopard, más músculo para­ OS X
Dejando a un lado el esperado nuevo iPhone, la gran sorpresa ha sido el anuncio de una nueva versión de Mac OS X, Snow Leopard, en la que Apple, en lugar de buscar un montón de nuevas características, ha decidido revisar las tecnologías base que están debajo del Leopard actual antes de volver a la carga con una renovación del sistema operativo (y de paso, añadir la máxima integración con los omnipresentes servidores Exchange de Microsoft). El movimiento tiene mucho sentido, porque los avances que está haciendo Apple en cosas como las interfaces táctiles, los aspectos relacionados con la parte audiovisual del sistema, con el desarrollo de aplicaciones o con el hardware del futuro, necesitan todavía algún tiempo para madurar antes de poderse poner en práctica. Por ello, Apple ha pulsado el botón de “pausa” para preparar al máximo a Mac OS X para esos sistemas que vendrán en un futuro próximo. Apple ya se encontró una vez constreñida por un sistema operativo, Mac OS 9, que se había quedado anticuado en su base y sin posibilidad de evolucionar y tuvo que romper con él, lo que supuso no pocos traumas para la plataforma Mac. Hoy, Apple ha tomado suficiente delantera en el desarrollo de “sus sistemas operativos” como para permitirse un año rehaciendo sus bases para mantener o ampliar esa ventaja en el futuro. Así, esa es una agonía que ya no volveremos a vivir. Parece que Snow Leopard deja atrás a los Mac con PowerPC (al menos en su versión para desarrolladores), lo que sin duda es una mala noticia para quienes todavía disfrutan de máquinas PowerPC que funcionan de manera excelente. Esperemos que Apple tenga también en cuenta a estos usuarios y les ofrezca, aunque sea en parte, la posibilidad de disfrutar de su nuevo sistema.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información