| Artículos | 01 DIC 2000

Calificaciones

Las buenas y las malas notas de la

Compartir

Una de las tradiciones de la Navidad más ansiadas por los más pequeños de la familia son sin duda los Reyes Magos. Si se han portado bien y las notas han sido buenas, no  hay mejor manera de recompensarles que con un buen regalo debajo del árbol. Así pues, hemos querido echar un vistazo a nuestras particulares calificaciones de Navidad para ver qué regalos nos pueden traer los “Reyes Magos de Cupertino”.

Garantía internacional: 4,5
Gracias a los avances en las cadenas de producción y los controles de calidad, es raro que un Mac salga con un defecto de fábrica, pero tampoco es imposible. En estos casos Apple pone en funcionamiento su mecanismo de garantía, que en nuestro país implica enviar las máquinas a Irlanda para que las reparen o para que, en el peor de los casos, el usuario reciba un nuevo Macintosh. Esto no sería ningún problema si se tratase de un proceso sencillo y rápido, pero sucede que es todo lo contrario: complicado y lento.
De entre los mensajes que nos envían nuestros lectores, hay un elevado porcentaje de ellos que describen las “penalidades” por las que hay que pasar cuando un Mac viene mal de fábrica. Si usted tiene suerte (o compra los Mac de diez en diez) es posible que su distribuidor sea lo suficientemente grande y le cambie la máquina de un día para otro, pero a los usuarios de “a pie” no suele haber nadie que les proteja.
Se trata de una de las desagradables consecuencias de la globalización: se centralizan los recursos para disminuir los gastos. Los usuarios de Macintosh podemos presumir mucho de lo elegantes, potentes y productivas que son nuestras máquinas, pero ciertamente no podemos estar muy orgullosos de cómo nos trata Apple cuando nos toca “la china”.
Si los fabricantes de automóviles compiten con sistemas de protección en los que en muchos casos se ofrece un vehículo de sustitución cuando el tiempo de reparación excede de un determinado plazo fijado, ¿por qué un usuario tiene que pasarse un mes sin la que es, en muchos casos, su herramienta de trabajo? Apple debería revisar su sistema de garantía y labrarse la reputación de ser la compañía que mejor protege a sus clientes y no la que peor.

Oferta de reembolso: 7,0
Parece que la compañía ha querido ofrecer un verdadero estímulo para aumentar las ventas de su primer trimestre fiscal y ha decidido ofrecer importantes reembolsos con toda la gama profesional. Sin embargo, no le podemos dar “un diez” a la iniciativa, como mucho un notable. Sólo leer el documento PDF que hay que enviar junto con las etiquetas de compra del Mac (sobre todo el párrafo de cláusulas y condiciones inferior), da la sensación de que es bastante complicado que salga todo bien. Eso sin tener en cuenta lo curioso de esta forma de hacer una rebaja: “primero me lo pagas y luego te lo devuelvo”. Si quieren bajar los precios, ¿por qué no lo hacen directamente?

Seminario en la Universidad: 9,5
Sin embargo, sí hay que dar sobresaliente a la iniciativa de promocionar por fin el desarrollo para Mac OS X en las universidades. No es que vayan a surgir mañana una docena de empresas de desarrollo, pero al menos es un buen comienzo. Ahora mismo, si se da una vuelta por las escuelas de ingeniería informática de nuestro país, verá que los alumnos no suelen tener ni idea de lo que es un Mac.
Los informáticos que entran como administradores de sistemas en las empresas y ven que hay un “departamento creativo” que trabaja con máquinas de Apple lo suelen pasar muy mal: todo lo que han visto es Windows NT y UNIX. Si está de suerte, ese “departamento creativo” puede conservar sus Mac y, con el tiempo, los administradores se dan cuenta de que no son tanto problema. Por el contrario, si el departamento “maquero” tiene mala suerte, es posible que el director de sistemas pueda presionar lo suficiente para que la empresa decida “unificar criterios” y eliminar todos los Mac para reemplazarlos por máquinas con Windows. Estimular la entrada del Mac en las escuelas de informática, no es un asunto nimio, es de vital importancia si se quiere que los Mac no acaben recluidos en los estudios de diseño.
Nos falta por dar una calificación que hemos querido dejar para el final porque en realidad nos implica a nosotros mismos: se trata de Macworld Expo. Cualquier usuario Macintosh que se haya dado una vuelta por SIMO, se habrá percatado de lo “descafeinada” que ha resultado la zona Macworld. ¿Cómo es posible que haya más productos que nunca para Mac en SIMO y que haya tan poco interés en la zona Macworld? En parte es consecuencia de que hay expositores que, aun teniendo interés en la plataforma Mac (y productos), prefieren mantener un carácter neutro. En este caso, tenemos que asumir la responsabilidad que nos toca y enfrentarnos al suspenso. Una zona Macworld Expo como la de este año no tiene sentido porque, salvo los Mac de Apple, hay más que ver fuera de ella que dentro. desde Macworld queremos anunciar ya que estamos “manos a la obra” para que el próximo año haya una zona con “un poco más de color”.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información