| Artículos | 01 MAR 2000

Elegancia portátil

Aproveche al máximo su iBook co

Compartir

Christopher Breen.
No hace mucho, si usted quería ser tomado en serio como un trotamundos informático, siempre en movimiento, era necesario que adornara su persona con un conjunto de dispositivos, incluyendo un teléfono móvil, un buscapersonas y por supuesto el ordenador portátil, todos ellos en tonos grises o negros. Muy típico y muy aburrido.
Gracias a la introducción por parte de Apple del iBook, lo típico está desfasado y el colorido está de moda. Con la potencia suficiente para los profesionales pero con un precio ajustado para el bolsillo de los estudiantes, el llamativo iBook está pensado para atraer a un gran número de usuarios (quizás usted se encuentre entre ellos).
Aunque el iBook tiene un corazón Macintosh, también es un portátil, y unidas a un portátil aparecen un gran número de preocupaciones, siendo las principales la duración de la batería, la sincronización del iBook con un ordenador de sobremesa y el evitar que sea robado.

Todo esto puede sonar muy complejo para un usuario novel, pero este artículo le va a proporcionar la ayuda que necesita. Antes de guardar su nuevo aparato de dos colores en una mochila o en una cartera, lea los siguientes consejos, trucos y técnicas. Con esta información podrá transformar su iBook de una curiosidad de consumidor en un ordenador portátil tan potente como cualquier otro rival.

Más vale seguridad que lamentos
Es una lástima que al minuto siguiente de adquirir un iBook haya que empezar a pensar en cómo protegerlo de los cacos, porque los llamativos colores azules o naranjas de este ordenador hacen que no sea sólo atractivo para usted, sino también para aquellos que quisieran hacerlo suyo. En definitiva es portátil y fácil de robar. Dado que es conveniente conservar el iBook el tiempo suficiente como para poder aplicar lo que se indica en el resto de este artículo, es conveniente poner en práctica algunas medidas de seguridad.
Bloquearlo. Durante mucho tiempo los PowerBook de Apple han incluido un enganche de seguridad para sujetar el ordenador a un objeto fijo. El iBook carece de este enganche pero tiene un asa retráctil increiblemente difícil de eliminar. Pase una cadena o un cable de seguridad por este asa y engánchela a un punto seguro para evitar que su iBook desaparezca. Sólo necesitará un cadena y un candado.
¿Cual es la contraseña? Si está pensando en emplear el iBook para tomar notas en clase o en reuniones o para actualizar hojas de cálculo cuando se retrasa su vuelo, probablemente quiera evitar que los fisgones curioseen su ordenador.
Con la serie PowerBook Apple incluye el panel de control Password Security para proteger el disco duro del PowerBook, pero lamentablemente este panel de control no es compatible con los iBook. Incluso si elige la instalación personalizada del Mac OS 8.6 e intenta instalar dicho panel de control, el iBook lo rechazará al arrancar.
Dado que Apple no proporciona ninguna solución para proteger el iBook con el MacOS 8.6 instalado, es necesario emplear alguna utilidad de terceras partes como On Guard de Power On Software (www.poweronsw.com). Pero si tiene el sistema 9, puede emplear el panel de control Usuarios múltiples para evitar las miradas indiscretas.
Para configurar este panel de control de forma que le pida una contraseña, ábralo desde el menú manzana, submenú Paneles de Control, haga clic sobre el botón Activar que aparece al lado de Múltiples usuarios y cierre el panel de control. La siguiente vez que se arranque el iBook, aparecerá una ventana “Bienvenido a MacOS” con su nombre.
Para usar el iBook, haga clic en el botón Conectar, teclee la contraseña, la misma que introdujo cuando configuró el iBook (la que se indica en el panel de control Archivos compartidos) y empiece a trabajar. Aunque algún experto puede inventarse un sistema para saltarse esta protección, evitará las intromisiones de la mayoría de los usuarios casuales. Si desea desactivar esta protección, abra el panel de control de múltiples usuarios y desactive esta característica.

Múltiples usuarios
Tenga en cuenta que si piensa estar alejado de su iBook durante un rato y va a ponerlo a dormir, debe desconectar el usuario en el menú Especial, ya que si no lo hace así, el ordenador volverá a la vida sin pedir contraseña.
Envuélvalo discretamente. El asa del iBook es cómoda para transportar su portátil, pero si lo lleva en público de esta forma, estará avisando de que tiene un ordenador que merece la pena robar. Una bolsa de ordenador, aunque menos obvia, también es delatadora. Para ocultar la identidad de su iBook, transpórtelo en una mochila especial, como la SaddleBag de Kensington (ver el recuadro “Herramientas de carretera” para descubrir los detalles de este y otros productos).
Personalice el escritorio. Es posible personalizar el Escritorio del iBook para que pueda ser identificado facilmente con posterioridad. Para ello cree un archivo PICT con un mensaje del tipo “Este iBook pertenece a bla-bla, devuélvalo a su dueño”. Abra el panel de control Apariencia, haga clic en la etiqueta Escritorio, arrastre esta imagen al recuadro situado en la parte izquierda de la ventana y haga clic sobre el botón Aplicar. El mensaje que ha creado aparecerá en el fondo del escritorio del ordenador.
Para evitar que algún individuo malvado retire este mensaje, renombre el panel de control Apariencia con algún mensaje inocente, por ejemplo “Léame” y cambie su icono por el de un documento genérico de texto. Para ello busque en su ordenador un documento de este tipo, cualquier Léame o Readme le vale, haga clic sobre su icono, pulse Comando-I para que aparezca la ventana de Obtener información, haga clic sobre el icono que se muestra en la esquina superior izquierda, pulse Comando-C para copiarlo. A continuación haga clic en el panel de control Apariencia, teclee Comando-I, haga clic sobre el icono y pulse Comando-V para sustituir el icono Apariencia con el de texto. A continuación, arrastre este panel de control a un lugar seguro (y que usted recuerde fácilmente). Los usuarios que no estén muy familiarizados con el Mac OS tendrán grandes problemas para eliminar dicho mensaje de su iBook, pero usted puede cambiarlo fácilmente haciendo doble clic en el panel Apariencia que ha ocultado y eligiendo una nueva imagen de fondo.

Exprimir energía
Para algunas personas, quedarse sin batería es algo poco probable, pero la verdad es que es algo mucho más común de lo que sería previsible. Imagine esta situación: Está volando hacía las Islas Canarias para disfrutar de unas vacaciones, pero tiene que terminar un trabajo para su jefe y enviarlo por correo nada más aterrizar. Cuando está volando sobre Cádiz su iBook se queda sin batería porque estaba escuchando su CD de música favorito desde el principio del vuelo.
Dado que una sencilla acción como esta puede agotar su batería, la gestión de la energía es importante para todos los usuarios de portátiles, no sólo para los usuarios avanzados. Si quiere tener la potencia cuando la necesite, su objetivo debe ser el de aprovechar cada segundo de la batería de su iBook.
Evite las operaciones que consumen batería La pantalla LCD del iBook y la unidad de CD-ROM consumen una cantidad importante de energía de la batería. Para aumentarla, reduzca el brillo de la pantalla al mínimo tolerable y evite o reduzca el us

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información