| Artículos | 01 ENE 1995

Los problemas de Intel y el bug del Pentium

El fab

Compartir

Todo empezó como una pequeña anomalía que afectaba al procesador Pentium de Intel en determinadas operaciones de coma flotante, descubierta por un profesor estadounidense .

En principio parecía un problema sin importancia, e Intel se lanzó a desmentir posibles consecuencias argumentando que los problemas sólo podrían aparecer una vez cada 27 . 000 años .

Sin embargo, parece ser que la frecuencia con que se producen los errores puede ser mucho mayor y que las consecuencias de este " bug " irán mucho más allá . Cualquier usuario puede comprobar si su procesador es defectuoso, realizando una sencilla división: utilizando Excel ( o la calculadora que incluye Windows ) sobre una máquina Pentium, si se toma el número 4 . 195 . 835 y se divide por 3 . 145 . 727, el resultado es erróneo a partir del séptimo decimal . Se puede comprobar porque al multiplicar otra vez por 3 . 145 . 727, el resultado debería ser lógicamente el primer número, es decir, 4195835 . Sin embargo, el chip Pentium devuelve un valor con una diferencia sobre el correcto de 256 . La misma operación en cualquier 386 ó 486 se realiza correctamente .

Algunos ya se preguntan porqué Intel no sólo no reconoció publicamente el error cuando tuvo noticias de él, sino que además intentó ocultarlo . A nivel de usuario, muchos se plantean la posibilidad de cancelar sus compras, y a nivel de fabricantes, IBM, por ejemplo, ya ha decidido suspender la venta de equipos basados en este procesador, ( algo que puede parecer lógico teniendo en cuenta que es uno de los socios, desarrolladores de los procesadores PowerPC ) .

Las listas de mensajes en Internet ( grupo de news comp . sys . intel ) buscando distintas respuestas son interminables . Algunos muestran su indignación, mientras otros han optado por tomarselo a risa .

Entre los innumerables chistes que han ido apareciendo en las últimas semanas al respecto, hay alguno que dice que Intel no llamó a su último chip 586, siguiendo la saga 286, 386, y 486, porque al sumar 486 y 100 el resultado era 585,999987 . O que la gente compra los Pentium porque " sus antiguos ordenadores eran demasiado precisos . " La lista es interminable .

En España, no deja de ser anecdótico que la campaña de publicidad de Apple en prensa diaria, en la que se ve a Aghata Ruiz de la Prada comentando " todo tiene que estar pensado al detalle . no te puedes permitir ni un fallo . por eso tengo un Power Macintosh y aplicaciones como Excel " haya coincidido en el tiempo ( y, curiosamente, también en el espacio ) con los espectaculares titulares sobre los fallos del Pentium .

En cualquier caso el futuro para el chip de Intel parece, cuando menos, incierto . La imagen y fiabilidad de la compañía ha quedado en entredicho y muy probablemente haya otros fabricantes que puedan seguir el camino de IBM . Además, la posible alternativa de Intel con procesadores RISC que surgirán de su acuerdo con Hewlett-Packard no empezará a ofrecer resultados hasta el año 97 .

Mientras tanto, hay partes interesadas que empiezan a frotarse las manos, incluyendo otros fabricantes de chips " clónicos " , como Cyrix o AMD ( aunque algunos de éstos tampoco estén exentos de problemas ) .

Apple es uno de los principales favorecidos de este tropiezo de Intel . Si el apoyo de distintos fabricantes a la familia PowerPC había satisfecho a los tres socios desarrolladores ( Apple, IBM y Motorola ) , ahora con los problemas de su competencia más seria, la aceptación del procesador RISC puede crecer considerablemente . No obstante, Apple España ha mantenido las distancias comentando " Apple normalmente no hace comentarios sobre la competencia, y menos en una situación como esta, tan penosa tanto para nuestro competidor [ Intel ] como para sus usuarios . "

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información