ANÁLISIS | Artículos | 01 ABR 2010

IRISnotes Executive

Bolígrafo con reconocimiento OCR

Compartir

Javier Rodríguez.

Si bien es cierto que cada vez son más las personas que utilizan sus portátiles como bloc de notas en cualquier tipo de evento, desde conferencias, tormenta de ideas o en el ámbito docente, aun lo es mucho más que los MacBook y MacBook Pro aun no han desbancado a un dispositivo para la mayoría más natural, cómodo de transportar y ágil a la hora de tomar anotaciones y plasmar en papel las ideas como es el bolígrafo. Aquí es donde entra en juego el producto que analizamos en este primer contacto, un bolígrafo que a simple vista podría pasar desapercibido pero cuya electrónica combinada con el software suministrado nos permitirá pasar a nuestro ordenador en cada uso los contenidos equivalentes a un total de 100 páginas A4, además de que no tendremos que volver a reescribir el texto, puesto que las funciones de OCR proporcionada por el software, se encargará de hacerlo por nosotros en más idiomas de los que probablemente sepamos escribir.

La solución, que ya avanzamos que sólo estará al alcance de los bolsillos más caprichosos, está compuesta por un bolígrafo que se suministra con tres recargas de tinta y cuyo funcionamiento está basado en dos baterías de botón (en el paquete se incluye un total de cuatro de estas baterías). En realidad, mientras que escribimos el bolígrafo se encarga de transmitir la información a un receptor que tiene un tamaño muy discreto y que deberemos acoplar sobre el bloc o folios mediante la pinza situada en la cara posterior. Dicho receptor incorpora una batería que se recarga en un máximo de 3,5 horas de conexión al puerto USB 2.0 de nuestro ordenador, y también es el responsable de proporcionarnos en su pantalla led información como la cantidad de notas almacenadas en la unidad, o los niveles de batería tanto para la propia unidad receptora como para el bolígrafo.

Doble uso. Otra función adicional de la solución es que, cuando tenemos conectado el receptor al puerto USB de nuestro ordenador, podremos utilizar el bolígrafo como si fuese el lápiz de una tableta gráfica. De hecho, el bolígrafo incorpora en su lateral un botón que nos permite realizar las funciones equivalentes del botón del ratón, aunque también podemos optar por usar la punta para estas acciones. La única precaución que debemos guardar es no llenar nuestra mesa con los trazos de tinta del bolígrafo.

En la práctica

La sensación al utilizar el bolígrafo del IRISnotes es como si estuviésemos utilizando cualquier otro bolígrafo normal, y lo cierto es que el receptor tampoco resta mucho espacio cuando lo sujetamos sobre una libreta normal (un par de líneas). La única precaución que se ha de tener es la de pulsar el botón en el receptor cada vez que deseemos iniciar una nueva anotación.

Una vez que conectamos el dispositivo al Mac mediante el cable USB retráctil el software instalado se encarga de detectarlo automáticamente y sólo tendremos que pulsar el botón para importar las notas de “tinta”. Quizá hubiese sido más acertado que dicho proceso sólo hubiese que configurarlo una vez y que posteriormente el copiado de los archivos fuese completamente automático.

En cuanto al reconocimiento del texto, lo cierto es que se obtienen mejores resultados cuando relajamos la velocidad de escritura y procuramos escribir con una mejor caligrafía. Aun así, en nuestras pruebas con velocidad y tipo de escritura habituales, el IRISnotes Executive nos proporcionó unos muy buenos resultados aunque siempre con la necesidad de tener que realizar algún que otro ajuste posterior.

Otro modo de mejorar el resultado consiste en ejecutar la utilidad de creación de perfiles, y cuyo funcionamiento consiste en que hemos de copiar las dos plantillas de texto mostradas para que posteriormente el programa cree un patrón de reconocimiento adecuado a nuestra forma de escribir.

Conclusiones
El receptor de escritura ofrece una buena autonomía, el software es bastante ágil en la conversión de los documentos de tinta a documentos de texto o RTF (en los que podemos combinar tanto texto como gráficos), y lo cierto es que la calidad de los resultados aumenta considerablemente si dedicamos un poco de tiempo a crear un perfil de escritura propio. En el apartado de aspectos mejorables, lo cierto es que el software no es excesivamente intuitivo, y la utilidad encargada de importar los archivos del receptor al disco duro de nuestro Mac podría ser totalmente automática. Por último, el precio es otro de los aspectos a tener en cuenta, aunque por la diferencia que existe con respecto a la versión ligeramente más económica del mismo producto (IRISnotes; 129 EUR) nos quedamos con el software más completo que se proporciona con la versión Executive.


IRISnotes Executive
---------------------------
Calificación
: ****/7,0
Lo mejor: Cómodo y práctico. Elevado porcentaje de texto reconocido. Tamaño y peso. Estuche de transporte.
Lo peor: Precio elevado. Software mejorable. Documentación mejorable.
Fabricante: IRIS.
Distribuidor: IRIS. Web: www.irislink.com.
Precio: 149 EUR.

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información