Vida Digital | Noticias | 18 FEB 2015

Qualcomm Snapdragon 810, el procesador de los móviles tope de gama

Qualcomm domina claramente el mercado de chips móviles basados en arquitectura ARM, incluso en segmentos de mercado que tradicionalmente no entraban en su territorio por precio, gracias a las series 400 y 200. Pero, la joya de la corona es su próxima generación de chips de 64 bits, donde se sitúa el Snapdragon 810, el chip que llevarán los mejores móviles que veremos este año.

Compartir

Snapdragon 810
Redacción

Los núcleos de proceso de Qualcomm son su gran logro. Basados en la arquitectura de ARM y con la potencia gráfica de las placas Nvidia, las licencias que maneja y sus resultados en capacidad de proceso son dignos de elogio.
Su primera generación de CPU, conocida como Scorpio, es la base que alimenta el Snapdragon original y son un diseño compatible con los cores y el software de ARM; después se movió a múltiples núcleos con la familia Krait. Pero la clave de Snapdragon 810 no será que corra una CPU personalizada diseñada por Qualcomm, sino que estará impulsado por ocho núcleos de referencia ARM a pleno rendimiento, con unos consumos de energía y eficiencia sin precedentes.

 

El 810 está construido con el proceso de fabricación de 20nm, la misma tecnología de proceso utilizada por los chips Tegra X1de Nvidia y un paso más adelante respecto a las anteriores versiones de Qualcomm, el 805 utilizaba un proceso de 28nm.

La tecnología de 20nm hace que el Snapdragon 810 sea más eficiente, permitiendo alojar más transistores en el mismo espacio, y el conjunto de instrucciones a 64 bits es otra gran ventaja.
Gracias a ello, el Snapdragon 810 soportará programación a veces llamada de multi-procesamiento heterogéneo (HMP). Eso significa que el sistema puede ver cada uno de los ocho núcleos como un elemento independiente y asignar cargas de trabajo de forma dinámica en cada uno de ellos. Cualquier combinación de núcleos puede estar en funcionamiento, en un momento dado, dependiendo de lo que necesite el sistema. El resultado, mayor eficiencia, claro.


Además, podrá manejar pantallas 4K nativas con otras externas simultáneamente. Ya hay muchos dispositivos que pueden grabar vídeo en 4K, pero el hardware dedicado del 810 será capaz de comprimir los archivos de manera más eficiente, para alargar la vida útil de la batería y generar menos calor. Si se graba vídeo con un móvil convencional se aprecia el aumento de temperatura casi de inmediato.
En resumidas cuentas, Qualcomm ha construido un chip muy competitivo, en proceso de bits y píxeles, pero hay un elemento más de los 810 que hará que sea básico de este año para los Android: su módem. Se trata de un modelo Gobi muy apreciado por los fabricantes, gracias a su amplio soporte y a estar integrado en el propio chip.


Este componente decide la banda móvil más indicada, en una sola pieza de hardware. Si los fabricantes de dispositivos pueden equipar un teléfono con los amplificadores de potencia adecuados, se pueden conectar a casi cualquier red gracias a estos módems. Hace unos años, disponer de tres o cuatro era casi un milagro, lo que facilita el acceso de más operadores y fabricantes a esta tecnología.
 

Contenidos recomendados...

Comentar
Para comentar, es necesario iniciar sesión
Se muestran 0 comentarios
X

Uso de cookies

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y análisis, propias y de terceros, para facilitarle la navegación de forma anónima y analizar estadísticas del uso de la web. Consideramos que si continúa navegando, acepta su uso. Obtener más información