Ni siquiera una pandemia puede parar a Apple. En tan solo dos años, la compañía ha conseguido doblar su valor en el mercado, pues recientemente llegó a la increíble capitulación de mercado de dos billones de dólares pese a la crisis sanitaria global. 

Este otoño, se espera que Apple lance al mercado más productos excitantes e importantes. Pero hay dos productos en particular que vigilaré más de cerca. 

El iPhone 12 es todavía major, así que ¿quién necesita un iPhone Pro?

Con los nuevos iPhone 12 de este otoño, parece que el modelo de Apple no tan premium será mucho más atractivo que antes. O como mínimo eso parece si tenemos en cuenta los rumores que llevan circulando los últimos meses. 

Se podría decir que el iPhone 11 barato es una mejor compra que el iPhone 11 Pro más caro (fíjate en nuestra selección de mejores iPhones), pero su gran problema es su pantalla LCD algo mediocre. Todo aquel que haya probado una pantalla OLED lo entenderá. 

Este año, el sucesor de este dispositivo no solo vendrá en dos tamaños distintos y solucionará el gran problema del iPhone 11. La pantalla LCD será sustituida por una pantalla OLED y de esta forma tan sencilla se solucionará su principal desventaja.

iPhone 11 Pro

Según el reputado analista Ming-Chi Kuo, la gama del iPhone 12 de este otoño será así: 

  • iPhone 12: pantalla OLED de 5,4”, cámara dual y 5G
  • iPhone 12 Max: pantalla OLED de 6,1”, cámara dual y 5G
  • iPhone 12 Pro: pantalla OLED de 6,1”, cámara triple, sensor LiDAR y 5G
  • iPhone 12 Pro Max: pantalla OLED de 6,7”, cámara triple, sensor LiDAR y 5G 

Además, se espera que el iPhone 12 tenga el mismo procesador que la serie Pro, lo que significa que tendría la misma potencia y la misma longevidad. Es más, también se cree que la tecnología 5G llegará a todos los modelos de iPhone 12. 

Por supuesto, Apple se las ingeniará para encontrar algo que haga que las versiones Pro sean más atractivas, pero a día de hoy la diferencia de precio es grande y no tiene demasiadas funciones extra. Muchos podrán vivir sin la triple cámara y el sensor LiDAR. 

Entonces, si el iPhone 12 solucionará uno de sus mayores problemas, una pantalla inferior, ¿quién necesita un iPhone 12 Pro? El iPhone 12 regular es, de lejos, el iPhone más interesante e importante que llegará este otoño. 

El Mac con Apple Silicon, pero no solo el nuevo procesador 

Se cree que antes de que termine el año llegará un nuevo tipo de Mac, un Mac que terminará la era de 15 años de los procesadores de Intel en los equipos Apple y empezará la edad del Apple Silicon

Teniendo en cuenta lo bien que le ha ido a Apple con sus procesadores A basados en ARM en su iPhone y iPad, quizás no nos tendría que haber sorprendido que Apple anunciara la transición hacia unos Macs con procesadores ARM. 

Por supuesto, el procesador en sí ya es muy interesante: cómo ha sido diseñado, el rendimiento que ofrecerá y la velocidad de dicha transición. Pero también hay muchos problemas potenciales de los que estar pendiente. 

Pero el interés va mucho más allá del procesador. Es igualmente importante saber qué le permitirá al Mac hacer la nueva arquitectura. Todavía no sabemos cuál será el el primer modelo de Mac con ARM, pero Apple podría aprovechar y rediseñar el MacBook Pro. 

Cuando Apple pueda liberarse de la arquitectura de Intel y crear sus propias plataformas, Apple podrá tomar unas decisiones muy interesantes. Estas seguramente ya han sido tomadas, pero simplemente todavía no sabemos qué resultado será.

Mac con procesador ARM

¿Se mantendrá la Touch Bar? Seguro que no, o como mínimo no tal y como la conocemos ahora. Un Mac con procesadores ARM no debería necesitar el procesador T2 para controlar la Touch Bar. 

¿Y qué hay del precio? Apple ya no tendrá que comprar los procesadores Intel a precio de mercado (aunque con un descuento por comprar al por mayor), se abre una oportunidad para fabricar Macs a un precio inferior.  

¿Sacará Apple ordenadores más baratos en el futuro? ¿O decidirá que ya le van bien los precios actuales y, a su vez, apostará por incluir componentes de mayor rendimiento y calidad? ¿O una nueva funcionalidad como una pantalla táctil? ¿O buscará quizás solo mayor beneficio? 

¿Qué otras decisiones tomará Apple en cuanto al interior del Mac? Sería razonable pensar que reducirá el espacio de la potencia y el enfriamiento, ¿pero qué hará con el que le sobre? ¿Más batería? ¿Menos chasis? Quizás ambos. 

Puede que nos encontremos ante el momento más importante para el Mac en los últimos 15 años, y resulta que está ocurriendo en medio de un 2020 algo inusual. En otras palabras, hay muchas razones por las que tener estos dos productos importantes. Sobre todo uno de ellos, el primer Mac con procesador ARM, dirá mucho del futuro de la compañía. 

Artículo original publicado en MacWorld Suecia