Ya tienes tu dominio e incluso puedes recibir y enviar correo, pero te falta tu carta de presentación: tu servidor web, un servidor que con las instrucciones de este artículo podrás convertir en uno de los más llamativos.

Igual que la famosa frase dice que hasta que no tengas un hijo, plantes un árbol y escribas un libro no serás un hombre, hasta que no tengas tu página web no serás un auténtico “ciudadano” de Internet.

No hace falta en realidad y muchos opinan que hay demasiadas páginas sin utilidad en Internet. Pero también mucha gente utiliza su página para compartir fotografías, ideas, escritos o cualquier otro contenido con sus amigos o familia. Da lo mismo, lo importante es poder hacerlo.

En este capítulo aprenderemos primero a montar un servidor web estándar y luego a montar herramientas más avanzadas, como Drupal, un entorno dinámico, para la publicación de noticias, foro de discusión o blog, como quieras instalarlo.

Activar Apache

Al igual que pasó con el DNS y el servidor de correo, Mac OS X incorpora el servidor Apache instalado de serie, pero al contrario de lo que sucede con estos otros servidores, es posible activar el servidor web a través de las preferencias del sistema, simplemente elige el icono Compartir y marca la opción de Compartir Web.

Si a continuación en Safari, Internet Explorer o cualquier otro navegador introduces la dirección IP de tu ordenador (o su nombre si has configurado el DNS) verás que aparece la página por omisión que indica que el servidor Apache está instalado correctamente.

Para insertar tus propias páginas web, después de crearlas con cualquier editor tienes que abrir tu disco duro, abrir la carpeta Librería, abrir WebServer que está en su interior y finalmente Documents. Los archivos que están en esta carpeta son los que muestran la página que acabas de ver.

Arrójalos a la papelera y sustitúyelos por tus páginas e imágenes. Si ahora te vuelves a conectar al servidor verás como se muestran las páginas que has creado.

La configuración por omisión funciona correctamente pero existen varios parámetros que conviene configurar. Una forma de hacer esta personalización es editando directamente el archivo de texto que contiene todos los parámetros, pero existen algunas interfaces gráficas que facilitan la labor.

Administración sencilla con webmin

La interfaz más conocida es webmin, una herramienta que está disponible para múltiples entornos y que permite gestionar todos los parámetros de configuración del servidor.

En su página de descargas hay varias opciones de archivos. El más adecuado para Mac OS X es el denominado webmin-1.160.tar.gz, aunque el número de versión puede variar

Una vez descargado y descomprimido, haz doble clic sobre él y se creará una carpeta que contiene el código de esta herramienta; de modo que para que puedas utilizarla deberás compilarla e instalarla en primer lugar, algo que suena más difícil de lo que realmente es.

Arranca el programa Terminal que encontrarás dentro de la carpeta Utilidades de aplicaciones y teclea “cd” seguido de un espacio y a continuación arroja sobre esta ventana el icono de la carpeta que se acaba de descomprimir y verás que en el terminal, después de “cd” y un espacio, aparece la ruta de esta carpeta. Pulsa Intro y estarás dentro de dicha carpeta.

Teclea sudo ./setup.sh

Seguido de Intro. Se trata de un programa de configuración que te realizará diversas preguntas para instalarse, aunque en primer lugar te pedirá la contraseña del administrador, de la misma forma que muchos programas te la solicitan para instalarse.

A la primera pregunta, “Config file directory”, puedes contestarla pulsando Intro para que adopten el valor que tiene por omisión. El valor de la siguiente pregunta, “Log file directory” puedes dejarlo por defecto pero es preferible que en lugar de /var/webmin teclees /var/log/webmin para seguir el estándar de Mac OS X.

La respuesta a “Full path to perl” también es la que viene por defecto y cuando pregunte a continuación “Web server port”, no está preguntando donde funciona el servidor Apache (todos los servidores web funcionan por defecto en el puerto 80) sino donde funciona el propio webmin, que también utiliza una página web, pero distinta de la que hayas instalado, para administrar el servidor Apache de verdad.

El valor 10.000 que muestra es válido y por tanto puedes dejarlo, también puedes dejar el nombre de usuario o “Login name” que pide a continuación. Este nombre, admin por defecto, te lo pedirá admin para entrar en la página de configuración.

Login password, que es la contraseña que pide a continuación no tiene ningún valor por defecto y tienes que dar la contraseña que junto con el nombre admin te dará acceso a esta herramienta.

Como por motivos de seguridad no muestra la palabra que tecleas, te la volverá a pedir para comprobar que no la has tecleado de forma incorrecta.

Finalmente te pregunta si quieres arrancar este administrador cada vez que se reinicie el ordenador. Dado que si no aceptas esta opción habría que arrancarlo manualmente, lo más aconsejable es teclear “Y” a esta pregunta. Después de unos segundos, webmin queda instalado.

Para utilizar webmin arranca tu navegador desde el mismo ordenador o desde otro que esté en la red y teclea http://192.168.56.7:10000/

Sustituyendo 192.168.56.7 por la dirección IP de tu ordenador, pero conservando los dos puntos y el valor el puerto (10000).

Ajustes del servidor

La pantalla inicial solicita el usuario y contraseña que acabas de introducir y seguidamente muestra un menú de iconos de configuración. Aunque aquí hay múltiples opciones sólo vas a utilizar una pocas (el programa está pensado para configurar cualquier conjunto de servidores).

Pulsa en el botón Servers de la parte superior y en la pantalla siguiente verás que el programa te permite gestionar diversos servidores, incluyendo algunos de los que has instalado, como el servidor de DNS Bind.

Para configurar Apache pulsa el botón correspondiente etiquetado Apache Webserver y verás un nuevo menú de iconos. En la parte inferior de este, en la sección Virtual Servers, hay otro icono con el nombre Default Server. El servidor Apache permite que en un unico ordenador exista no sólo uno, sino varios servidores web, cada uno asociado normalmente a un nombre de dominio distinto. El botón Default Server es el utilizado para configurar el primero y en muchos casos único servidor web de esta máquina.

Al pulsarlo te aparece una nueva página en la que verás un montón de iconos de configuración (realmente es posible configurar cientos de parámetros de un servidor Apache, pero no vamos a entrar a ver todos estos parámetros).

El primero a configurar es el nombre del servidor web, pulsa en el icono Networking And Addresses y en la pantalla que aparece tienes que cambiar la opción del apartado Server hostname en la parte derecha, quitando la opción Automatic e introduciendo en el campo de texto situado a su lado el nombre del servidor web que hayas asociado a tu dominio, por ejemplo www.cutre.org.

En muchas ocasiones el servidor web envía informaci