Hace tiempo que los blogs se han convertido junto con los programas de descargas de archivos peer to peer en una de las modas con más fuerza en Internet. No es extraño, porque dan respuesta a una de las pequeñas ilusiones de la mayoría de las personas: el protagonismo y/o la fama.Poder colgar nuestra página web en Internet con nuestra afición favorita, las fotos de nuestros perros o de nuestras vacaciones representó un importante avance en este sentido, pero crear nuestro pequeño diario en el que contar día a día lo que se nos pasa por la cabeza es ya el no va más.Crear un blog hoy en día no es excesivamente complicado. Además de poder instalarlo en tu ordenador ya existen múltiples servicios en los que albergar tus diarios y, al igual que sucede con las páginas web, algunos de estos son gratuitos siendo el más famoso probablemente Blogger, www.blogger.com/start, aunque hay más servidores gratuitos, como www.b-logging.com y www.blog-city.com/bc entre otros. Si crees que tienes algo que decirle al mundo, en estos servidores encontrarás tu sitio.Evidentemente el blog o bitácora no podía ser el punto final de esta evolución. Todos aquellos que piensan que una imagen vale más que mil palabras llevan tiempo creando espacios de opinión basados en imágenes. Uno de estos es el que incluye Cellar, un servidor de opinión y discusión que contiene una sección en http://cellar.org/iotd.php denominada “Imagen del día” en la que su autor publica cada día una imagen interesante o curiosa que sirve de motivo a la discusión.No es el único blog basado en imágenes, hay otros como www.chromasia.com/iblog o www.dailysnap.com. Hasta tal punto ha aumentado el interés por los blogs basados en imágenes que ya existe un servidor dedicado a servir de índice de todos los blogs que aparecen, junto con comentarios e índice de popularidad.También dispone de un índice por país en el que se puede descubrir que España tiene registrados, en el momento de escribir esta columna, 58 blogs, siendo el más famoso Nocturama: www.arte-redes.com/nocturama.Al igual que con los blog convencionales, también tienes la posibilidad de crear tu fotoblog gratuito en www.fotolog.net, lugar que también puedes visitar para ver lo que otras personas están haciendo.Pero como si se tratara de una película de intriga mala, hay otra novedad escondida en la manga. Los fotoblogs no son la última moda. Peter Jackson, director de El Señor De Los Anillos, documenta los avances de su nueva película King Kong en un blog (www.kongisking.net/kong2005/proddiary) en el que incluye vídeos de lo que sucede cada día en el rodaje.Pero no hace falta ser director de cine para montar un vídeoblog, ya empiezan a ser populares este tipo de espacios en Internet, como los que puedes ver en http://hypertext.rmit.edu.au/vog, http://stevegarfield.blogs.com/videoblog, www.video-link.com/jpn, http://m3blog.com o http://demandmedia.net.Pero con independencia del medio usado, los blogs plantean una pregunta más importante. ¿Tienen utilidad? A este respecto es interesante la opiníon que leí en (curiosamente) un blog. El autor decía “La próxima noticia importante será cuando todos los creadores de blogs tengan una vida real y dejen de pretender que su opinión sea lo suficientemente importante como para ocupar espacio en Internet”.Una buena opinión y a veces coincido con ella, pero en otros momentos pienso que hay buenos blogs ahí fuera, algunos de los cuales sigo con cierta asiduidad y para que existan tienen que existir muchos otros blogs sin interés.¿Adiós, Moore?Para las personas que no están interesadas por la tecnología, seguramente la ley de Moore les resulte totalmente desconocida, e incluso muchos interesados en la cacharrería sólo conocen esta ley de forma nebulosa y a veces incompleta.En realidad la ley de Moore fue enunciada por Gordon Moore, Vicepresidente de Intel, en 1965 y en su primer enunciado decía que existía un crecimiento exponencial del número de transistores que se podían introducir en un circuito integrado y que este crecimiento iba a seguir igual en el futuro, de forma el número de transistores se duplicaría cada dos años.Este aumento de prestaciones tiene que tener, lógicamente, un límite, al menos por las limitaciones teóricas de la física, pero hasta ahora no parecía haberse encontrado. Sin embargo algunas noticias pueden dar la impresión de que sí estamos llegando a ese límite.Por una parte encontramos la dificultad que está teniendo IBM en fabricar procesadores PowerPC más rápidos que los actuales, Apple se ha quedado considerablemente retrasada en este aspecto y sólo con grandes dificultades ha logrado pasar la frontera de los 2 GHz, pero no es un problema sólo de IBM, Intel ha renunciado a sus planes de fabricar una versión del Pentium IV a 4 GHz por los problemas técnicos y en otras áreas, como la de los discos duros, aunque el avance continua, se empieza a ver un apreciable descenso en la velocidad con que su capacidad aumenta. Si hace algo más de un año los discos estrella eran los de 120 GB, ahora no son los de 240, como la ley de Moore nos hubiera hecho creer, sino los de 160 GB.¿Una pausa en la evolución o el final de un camino? Pero incluso si estamos en el segundo caso, no pienses que esto va a significar una parada en la aparición de nuevos ordenadores. Simplemente se producirá un cambio en la tecnología, como cuando Apple cambió la tecnología CISC empleada en los Motorola 68000 por la RISC de los PowerPC, y se abrirán nuevos caminos a la tecnología y por supuesto al gasto de nuestro bolsillo.