La FireWire 1814 es la interfaz de sonido con conexión FireWire más avanzada de la gama de M-Audio. Lanzada recientemente, tras el éxito de la FireWire 410, la FireWire 1814 es una interfaz orientada a estudios de grabación semiprofesionales o profesionales que precisan de múltiples entradas simultáneas y en los que se necesita hacer trabajar al Mac junto con otros dispositivos como grabadoras ADAT. En su parte posterior dispone de 8 entradas analógicas y 4 salidas no balanceadas en formato jack, entrada y salida ADAT Lightpipe, más una manguera que proporciona entrada y salida digital S/PDIF, entrada y salida MIDI, así como entrada y salida de conexión word clock en formato BNC. En su parte frontal cuenta con dos entradas en formato XLR (correspondientes a las entradas 1 y 2 de la parte posterior) que disponen de su propio preamplificador y permiten conectar directamente micrófonos o un instrumento. Estas entradas pueden grabar a la máxima frecuencia de muestreo, 192 KHz, mientras que el resto lo hacen a un máximo de 96 KHz (con 24 bits de resolución). Cada entrada cuenta con control de ganancia, conmutador de entrada para señales de micrófono o línea, un botón de atenuación (pad) para señales muy fuertes y con dos diodos luminosos de actividad y de picos de entrada. Además, estas entradas pueden suministrar la alimentación de 48 voltios necesaria para los micrófonos de condensador (alimentación fantasma) que puede activarse con un botón también en el frontal. Esto hace que, en la mayoría de las ocasiones (en las que se graba una sola entrada o como mucho dos simultáneas) no sea necesario usar una mesa de mezclas separada y tan sólo sea cuestión de conectar y grabar. Por otro lado, en las situaciones en las que se necesitan muchas entradas simultáneas, como al grabar una batería acústica, la interfaz cuenta con las ocho entradas analógicas posteriores que pueden funcionar de forma simultánea (si se suman las entradas ADAT, S/PDIF y analógicas el número total es de 18 entradas).También en el frontal, se encuentran dos salidas de auriculares con volúmenes independientes, algo muy de agradecer cuando se graban voces junto a otras personas), y un selector de A/B de fuente para los auriculares para contar con una pre escucha al utilizar la interfaz en tareas de pinchadiscos. Adicionalmente cuenta con un control asignable, un botón de encendido y 12 diodos luminosos que hacen de testigos de actividad de las ocho entradas y las cuatro salidas analógicas.El software. La interfaz se suministra con el software controlador para Mac OS X que consta de un panel de control al que se puede acceder desde las preferencias del sistema. El panel de control está dividido en varias pestañas: mezclador, salidas, hardware y acerca de. En cada una de ellas se pueden asignar y controlar distintos parámetros como los niveles de las salidas y entradas, la función del controlador giratorio (asignado por omisión al volumen general), el botón de selección de pre escucha o selección de monitorización directa, la frecuencia de muestreo detectada, etc. Asimismo, desde la utilidad del sistema Configuración de Audio MIDI, se puede asignar la unidad como interfaz MIDI y la frecuencia de muestreo y resolución.Además de los controladores, junto con la interfaz se incluye una versión especial de la aplicación para la creación basada en instrumentos virtuales Reason de Propellerhead (www.propellerheads.se), una versión del secuenciador Live de Ableton y un CD con bucles. ConclusiónEn la práctica, la FireWire 1814 es una interfaz que hace bien su trabajo y sin rechistar. Funciona con todas las aplicaciones, no desestabiliza el sistema y graba con una excelente calidad. La latencia es imperceptible, los previos de micrófono e instrumentos son muy silenciosos y permiten grabar voces o instrumentos con muy buena calidad. En un par de ocasiones, durante más de un mes de pruebas, se ha tenido que reiniciar el equipo para que este detectase la interfaz tras un periodo de reposo, pero nunca ha producido una salida inesperada de Logic, Cubase o GarageBand ni un temido Kernel Panic en medio de una sesión. El único defecto que hemos encontrado es que al apagar la unidad, emite un chasquido algo desagradable, por lo que es conveniente apagarlos antes que la interfaz.La FireWire 1814 es una interfaz ideal para quienes necesitan algo muy completo, que pueda sincronizarse con dispositivos como unidades ADAT o grabadoras de cinta digital y que además sea portátil. No obstante, está en una franja de mercado un tanto “complicada” ya que para estudios caseros hay opciones más económicas y para estudios de gama media hay otras interfaces como la MOTU 828, que cuestan sólo un poco y más ofrecen más entradas y posibilidades.M-Audio FireWire 1814-------------------------------Calificación: ****/8,0 Lo mejor: Calidad de sonido. Facilidad de uso. Conexiones y sincronización para múltiples dispositivos.Lo peor: Al apagar emite un desagradable chasquido por los altavoces.Fabricante: M-Audio. Web: www.m-audio.com.Distribuidor: Microfusa. Ronda Guinardó 65. 08024 Barcelona. Tel.: 93 435 36 88. Web: www.microfusa.com.Precio: 675 EUR + IVA.