La plataforma Macintosh ha destacado siempre por sus enormes posibilidades para la edición y la creación gráfica. Hay quien dice que todo usuario de Mac lleva un diseñador gráfico en sus entrañas. Pero no todos los usuarios han sido llamados a ser expertos con las aplicaciones más potentes de creación y edición digital de imágenes como Photoshop, Illustrator o FreeHand. Muchos no necesitan la mayoría de las opciones que proporcionan estas aplicaciones y tampoco quieren pagar el precio de un software profesional y hacer un cursillo sólo para poner un logotipo encima de una fotografía.

Sin embargo, no hay que desesperarse. Si tiene afición por la imagen digital o necesita tratar sus fotografías sin gastar cerca de 100.00 PTA (601 EUR), en el mercado hay opciones muy interesantes para ir dando sus primeros (y hasta segundos) pasos. Desde programas de dominio público para retocar sus peores fotografías, hacer de un simple paisaje una bonita postal, incorporar un logotipo o poner un texto en una imagen, pintar con el Mac como si fuese un lienzo o distorsionar la foto de su jefe hasta hacerle parecer una caricatura, o simplemente, organizar esa cantidad de fotos acumuladas a lo largo de los años.

Simular a Photoshop

Una de las aplicaciones más destacadas dirigidas a los aficionados a la fotografía digital doméstica es la que puede denominarse como “la hermana pequeña” de Photoshop. Adobe Photoshop Elements (www.adobe.es) es una aplicación que aunque en apariencia tiene un área de trabajo análoga a la de Photoshop, su principal diferencia con el software profesional es que sólo permite utilizar los modelos de color HSB y RGB. A pesar de esto, no deja de ser una herramienta que ofrece múltiples funciones exclusivas diseñadas tanto para fotógrafos aficionados como para usuarios profesionales.

Por un precio de 24.126 PTA (145 EUR), este programa simplifica al usuario la tarea de enderezar una foto que se haya tomado mal o de eliminar el efecto de ojos rojos a través de un pincel específico con un resultado bastante natural. También le puede sacar de un aprieto si tiene una imagen que se ha quedado corta de luz, o al contrario, tiene una imagen perfecta de composición pero demasiado iluminada. Si una vez ajustada la iluminación, el tono no le convence, puede utilizar la herramienta de esponja, que le permite “absorber” para restar color o saturar el tono de la imagen dependiendo de la presión. Y si se quiere ir más allá, también puede ajustar los niveles de intensidad de las sombras o de los medio tonos.

Capas y herramientas de selección. Seguro que en muchas ocasiones le gustaría modificar sus fotos para, por ejemplo, cambiar el fondo o ponerle su rostro a una foto de su actor favorito. Para este tipo de tareas, Elements dispone de distintas formas de seleccionar un área de la imagen, no sin poca paciencia y pulso, y permite utilizar capas para componer imágenes. Para la selección dispone de herramientas como el lazo magnético o la varita mágica, con la posibilidad de sumar y restar selecciones.

Si lo que le apetece es sólo entretenerse y sacar su “vena creativa” o incluso “destructiva”, Photoshop Elements dispone de más de cien filtros y efectos para modificar las imágenes para darles el aspecto de un bajorrelieve o una vidriera.

El lienzo en el Mac

Corel (www.corel.com) ofrece una versión de Painter para principiantes, Painter Classic, que puede que ya no encuentre en su tienda de software habitual, pero que se sigue suministrando con las tabletas gráficas Graphire 2 de Wacom (www.atlanticdevices.com). Por unas 15.000 PTA (90,15 EUR) puede tener una tableta gráfica, un lápiz sensible y esta versión de Painter. Con Painter Classic puede hacer de su pantalla un auténtico lienzo sobre el que pintar con herramientas como pinceles, pasteles o lápices de color o convertir una imagen digital en un cuadro. Dispone de distintas texturas de papel, efectos de iluminación, distintas formas de personalizar los útiles de dibujo, además de herramientas básicas de retoque de imagen (ajustes de tono, contraste, etc.) y efectos especiales.

Organizar y mostrar sus fotografías

Si lo suyo no es el orden, y como muchos aficionados a disparar la cámara, tiene un sinfín de fotografías amontonadas en un cajón, hay programas que se lo ponen muy fácil a la hora de organizar. Kai´s Photo Soap, es una aplicación muy económica (6.810 PTA, 41 EUR) de ScanSoft (www.atlanticdevices.com), con la que puede organizar su colección de fotos a modo de álbum electrónico, jugando con distintos diseños, marcos y tamaños. Asímismo, permite limpiar esas fotos con motitas de polvo, impurezas de revelado, colorear una foto vieja o en blanco y negro, o eliminar los diabólicos ojos rojos de la luz del flash; además de incorporar las herramientas básicas de retoque, ajuste de tono y color. Este programa tiene una peculiaridad, que es la de poder comunicarse, a modo de chat, con otros usuarios de Photo Soap mientras están utilizándolo.

Pases de diapositivas interactivos. Más allá de la visualización en pantalla de su álbum familiar, si le gusta interactuar con su máquina, Watch&Smile, de Binuscan y distribuido por Disvent (www.disvent.com) por un precio de 10.400 PTA (62,5 EUR) le ofrece una representación multimedia de sus imágenes, a las que puede añadir sonido y música. Requiere QuickTime 4, y permite importar MOV, AVI y otros formatos de imagen, y exportar la composición multimedia a CD o web, teniendo así almacenado su repertorio fotográfico a modo de película.

Caricaturas. Para entretenimiento y burla de sus más allegados, ScanSoft (www.atlanticdevices.com) pone a disposición del usuario dos pequeños programas que permiten jugar con imágenes como si fuesen líquidas, es decir, desfigurar, hundir o deformar cualquier ojo, boca o nariz que se le antoje. Kai´s Power Goo y Super Goo (3.444 y 6.810 PTA + IVA: 20,6 EUR y 40,9 EUR respectivamente) incluyen diversos efectos para realizar caricaturas en tiempo real. A toda pantalla y con una interfaz muy sencilla y divertida, estos “juegos interactivos” ofrecen muchísimas opciones de montaje y fusión de retratos, y permite crear un rostro combinando fragmentos de dos imágenes originales.

Conclusiones

Dentro del mundo del retoque de imagen digital, hay aplicaciones sencillas y económicas. Photoshop Elements es sin duda el mejor acercamiento a las herramientas profesionales y es fácil de utilizar gracias a su excelente sistema de ayuda. Si algún día piensa usar el Photoshop profesional, verá que además se ha ahorrado muchas horas de aprendizaje. En contra sólo tiene su mayor precio y requerimientos de memoria (64 MB de RAM), aunque ambos son muy razonables. Si le apetece “pintar” no se lo piense: la única solución económica es Painter Classic y una tableta gráfica.

Por otro lado, el resto de aplicaciones mostradas tienen el atractivo de ser divertidas, muy baratas y funcionar con muy pocos requerimientos (16 MB de RAM, salvo Watch&Smile que requiere 64 MB). Pueden ser un buen regalo y servirle de gran utilidad si lo que quiere es tan sólo organizar sus imágenes, crear álbumes interactivos o realizar retoques básicos.

Print Explosion, la solución más sencilla

-------------------------------------------------------

Print E