Esta aplicación permite a los proveedores de contenidos, crear vídeos con cierta interactividad mediante los “Video Hotspots” (puntos calientes). El vídeo se edita de manera que el usuario pueda acceder interactivamente a distintos puntos haciendo clic sobre objetos reales, participar, jugar o votar.

VideoClix ofrece al espectador que está viendo una película por Internet la posibilidad de poder comprar un objeto que aparezca en pantalla. A través de un clic en un producto, este programa hace posible que se muestre información sobre el precio, descripción del producto e incluso permite dar directamente la orden de compra de dicho producto.

VideoClix permite manejar archivos QuickTime, MPEG-1, AVI, Flash, y DV. El precio del programa en Europa es de 449 dólares (83.000 PTA, 499 EUR). También hay una versión beta disponible para Mac OS X en el sitio web del desarrollador: www.videoclix.com.