Ahora que Apple ha presentado sus nuevos iPhone 12 con soporte todos ellos de la tecnología de conectividad 5G, muchas son las preguntas que los usuarios se formulan sobre esta gran novedad. A continuación tratamos de dar respuesta a la mayoría de ellas. 

Como sabrás, el espectro radioeléctrico que era utilizado por la TDT en España y que comprendía entre los 470 y los 790 MHz, ha sido reasignado de manera que la banda de frecuencia de los 700 MHz ha quedado liberado para ser utilizado por las conexiones 5G. 

Esta decisión viene acordada por el Parlamento Europeo, el cual situó la telefonía 5G en dicha banda de frecuencias para que todos los países europeos mantengan una coherencia en el uso de la nueva tecnología, garantizando señales con más alcance y cobertura. 

Superado este primer paso, llega el turno de las operadoras que a contrarreloj tratan de ampliar sus mapas de cobertura sobre el despliegue del 5G y los datos del ancho de banda que van a ser capaces de garantizar. 

Así pues, hemos querido preparar este artículo en el que pretendemos aclararte las ideas sobre la nueva conectividad que nos brindará acceso durante los próximos años. 

¿Qué es el 5G?

En pocas palabras, el 5G es el siguiente gran paso en la tecnología de conectividad móvil. A continuación, te mostramos una descripción muy simplificada de las distintas generaciones de conectividad móvil:

  • 1G era el viejo material celular analógico, solo de voz, de los años 80.
  • 2G llegó para aportar mensajes de texto SMS e imágenes MMS y, finalmente (como una especie de paso intermedio) una transmisión de datos limitada.
  • 3G fue el nacimiento del Internet móvil. Las velocidades eran lentas, pero daban para poder descargar mapas y páginas web y hacer videollamadas. El iPhone original era técnicamente un dispositivo 3G, aunque se limitaba a conectarse a la red que era considerada 2,5G. Su sucesor, el iPhone 3G, ya pudo conectarse y hacer uso de las redes 3G HSDPA.
  • 4G es el servicio LTE que tenemos hoy (aunque algunos operadores intentaron calificar su servicio 3G de última etapa como 4G). Ha evolucionado y mejorado a lo largo de los años, ofreciendo velocidades de datos más rápidas y con muy baja latencia. El iPhone 5 fue el primero en admitir 4G LTE, aunque los iPhones modernos admiten tecnologías 4G de mayor velocidad.
  • 5G es el siguiente paso y está llamado a ser el gran habilitador de nuevos servicios y experiencias en la red. Entre sus aportaciones destaca la de una mayor velocidad, conexiones más fiables y, quizás lo más importante, con un diseño pensado para garantizar una mayor conectividad entre dispositivos siempre conectados. 

¿Por qué debería comprarme un móvil con soporte de 5G?

Es probable que hace un año te dijéramos que no era absolutamente necesario comprarse un móvil que soporte esta tecnología. Sin embargo, viendo los plazos que manejamos de reemplazo de dispositivos, el 5G ha llegado para quedarse y es la forma de que tu compra ofrezca garantías de uso en el futuro. 

Es de esperar que tu primer teléfono 5G ofrezca velocidades de descarga del mundo real que van desde los cien megabits por segundo hasta más de un gigabit por segundo. Dependiendo de tu ubicación, teléfono y otras variables, cabe esperar que el servicio sea entre un 50% y 10 veces más rápido LTE.

Con el transcurso de los años, a medida que las redes y los dispositivos 5G mejoren e incluyan más partes de la complicada especificación 5G, esas velocidades aumentarán considerablemente. 

Dentro de unos años, es posible que veamos velocidades de descarga de varios gigabits y velocidades de carga superiores a un gigabit en las mejores circunstancias. Las redes 5G también prometen una mejor gestión en zonas saturadas y latencias mucho más bajas. 

Las velocidades 5G parece que serán lo suficientemente rápidas hasta el punto que algunos proveedores de conexión a Internet ya tienen planes para convertir la conexión de fibra actual de los hogares en una conexión única de acceso a Internet. 

Tendrías un punto de acceso fijo en casa a modo de router de manera que recibirías la señal y la transmisión de datos por medio de una conexión 5G.

¿Está ya disponible el 5G?

Aunque si bien es verdad que las principales operadoras como Movistar y Vodafone ya ofrecen su servicio móvil 5G, todas ellas vienen con asterisco. Incluso en las ciudades donde se garantiza la cobertura, vemos como la conexión está acotada a áreas limitadas.

Evidentemente, para usar una red 5G, lo primero que necesitas es que el dispositivo soporte estas comunicaciones. Tenemos publicado en PCWorld un completo artículo sobre los mejores móviles baratos que soportan la conectividad 5G este año. 

Llegados a este punto cabe destacar que es ahora cuando comienza a despegar. Las pruebas que hemos podido llevar a cabo nos muestran como por el momento, rara vez la velocidad de conexión 5G es sostenida, prestándose un servicio irregular de cobertura. 

Es evidente que los teléfonos se sobrecalientan y con gran frecuencia, compaginan la conexión 5G con la de 4G de inferior velocidad. La autonomía de los terminales es otro aspecto a tener en cuenta al consumir más batería. 

¿Cuándo estará listo el despliegue masivo de 5G?

Es una pregunta con difícil respuesta. La situación que vivimos de pandemia sufrida por el COVID-19 ha afectado al despliegue de las operadoras que tenían planificado para sus redes durante este 2020. 

Sin querer entrar en tecnicismos, resulta que las velocidades realmente rápidas de 5G provienen del uso de ondas de radio de alta frecuencia llamadas ondas milimétricas, las cuales nunca antes se habían usado en redes celulares. 

Las frecuencias de radio más altas dan velocidades más rápidas, pero también cubren un área mucho más pequeña frente a su antecesora 5G. Una sola torre celular puede cubrir docenas de kilómetros cuadrados en el espectro de radio de 700 MHz, pero apenas cubrirá una ciudad en el espectro de ondas milimétricas (mmWave) (por encima de 24 GHz). 

Además, las ondas de radio de alta frecuencia no penetran fácilmente en ciertos materiales lo que afecta a la cobertura: mmWave se bloquea fácilmente con árboles, paredes, ventanas e incluso otras personas.

De esta forma, las operadoras tienen que desplegar infinidad de torres nuevas para darnos esas velocidades de onda mmWave ultrarápidas. En el caso de las existentes, está claro que es necesario una inversión superior en infraestructura nueva. 

Al fin y al cabo, necesitarán muchos más dispositivos transfiriendo más datos. Todo esto nos lleva a pensar que no será hasta mediados de 2021 cuando la mayor parte de los ciudadanos puedan realmente sacar partido de la cobertura 5G de nuestras ciudades. 

A esto hay que añadir que tendrán que pasar unos 3 o 4 años antes de que la cobertura 5G esté plenamente desplegada al nivel que lo está actualmente el 4G, y muchos dirán que estamos siendo optimistas. 

iPhone 12: el primer iPhone 5G

La clave aquí es que según lo anunciado por Apple, todos los modelos de iPhone 12, desde el iPhone 12 mini, hasta el iPhone 12 Pro Max, admiten bandas de conexión 5G desde la baja frecuencia de 600 Mhz, hasta las denominadas mmWave de 24 GHz.

Si tienes un iPhone de generación anterior al iPhone 12,  no podrás disfrutar de estas velocidades 5G. Ha habido mucha confusión sobre esto.

Apple dice que el iPhone 12 admite más frecuencias 5G que cualquier otro teléfono inteligente en el momento de su lanzamiento. En los Estados Unidos, todos los modelos admiten mmWave además de las bandas de menos de 6 GHz. 

Según Apple, esto es lo que ha ralentizado el desarrollo de la nueva generación, al tener que llevar a cabo pruebas de ingeniería y comprobaciones con los operadores para garantizar el soporte y brindar la mejor experiencia posible.

Está claro entonces que fuera de Estados Unidos, los nuevos iPhone 12 están limitados al uso de conexiones basadas en frecuencias inferiores a los 6 GHz.

Apple afirma que en condiciones ideales será posible obtener velocidades de descarga de hasta 4 gigabits por segundo en redes mmWave en los Estados Unidos, y hasta 1 gigabit por segundo en condiciones peores. Esto requiere estar conectado a una celda mmWave. 

Aunque 5G no es una tecnología imprescindible para usar hoy en día el teléfono inteligente, es una garantía de compra de cara a los próximos años. Es evidente que el 4G prevalecerá y convivirá durante bastantes años. 

Aunque no necesites tener un móvil 5G a día de hoy, a buen seguro que en un par de años te alegrarás de tenerlo para sacar el máximo partido a las conexiones. 

Es un artículo original de Macworld USA escrito por Jason Cross