No hay duda alguna: el iMac es un ordenador icónico, y su diseño es increíblemente estético. Por otro lado, el diseño lleva siendo prácticamente el mismo desde hace diez años, mientras que el resto de dispositivos de otras marcas ha ido evolucionando. 

El iMac necesita evolucionar también, no solo para asegurar que siga destacando, si no porque los usuarios y usuarias del iMac han sido capaces de detectar varios fallos que en 2020 podrían ser mejorables. Hablamos de ellos más en profundidad a continuación. 

1. No es ergonómico

La pantalla de la iMac puede parecer bonita, pero no se puede colocar de forma ergonómica. Si quieres colocar la pantalla a la altura de la cabeza, para no tener que mirar hacia abajo, tienes que colocar tu iMac encima de algo, como un libro (que es lo que hacemos porque queremos evitar el dolor de cuello). 

El brazo corto del iMac significa que solo puede inclinarse ligeramente hacia arriba y hacia abajo. Se ve bien, pero es poco práctico. ¡Recuperemos el iMac del 2002 al estilo de la "lámpara en ángulo"!

Otra opción es considerar uno de nuestros soportes de monitor recomendados, como el Hub de soporte de monitor de aluminio Satechi inspirado en la iMac, que no solo eleva el iMac sino que añade un montón de puertos frontales, incluyendo USB-A y USB-C.

Una potencial solución ergonómica llegó con el nuevo Pro Display XDR. Hay un soporte opcional que puede acompañar a ese monitor (por el que hay que pagar 1.000 dólares además de la ya costosa pantalla). 

El monitor se fija magnéticamente a la pantalla, lo que permite ajustar la altura (se obtiene un ajuste de 120 mm) y el ángulo de visión. Este tipo de configuración para la iMac podría contrarrestar los problemas que tenemos con su posición ergonómica.

2. Los biseles son demasiado grandes

En los últimos años hemos visto reducir los biseles de los iPhone, iPad, MacBook Air y otros productos de Apple, y las pantallas se hacen más grandes. En comparación, los biseles del iMac se ven enormes. Imagina lo grande que podría ser esa pantalla si esos biseles fueran más pequeños.

No solo los biseles del iPhone, iPad y MacBooks son más pequeños. Muchos de los competidores de Apple en el espacio "todo en uno", como el HP Envy, también tienen biseles más pequeños y pantallas más grandes para un aspecto más moderno.

3. Se calienta demasiado

Además de que, tal y como hemos explicado, el iMac de 2009 tiene un aspecto prácticamente idéntico al del iMac de 2019, habiendo perdido el factor sorpresa, también pensamos que podría tener problemas de enfriamiento en un futuro no muy lejano.

Cuando Apple construyó el iMac Pro, necesitó rediseñar los interiores del iMac para acomodar el sistema de refrigeración necesario para los componentes más potentes. Cuanto más potente sea el iMac, mayor será la necesidad de mejorar el sistema de refrigeración existente.

Realmente creemos que es hora de que Apple le preste atención al diseño de la iMac. En este artículo discutimos lo que creemos que Apple le hará a la iMac en 2020.