Los nuevos MacBook Pro de Apple cuentan desde hace algo más de dos años con puertos USB-C, también conocidos como Thunderbolt 3, para conectar dispositivos, cargar sus batería y garantizar mayor conectividad. De esta forma, toda la familia de MacBook y MacBook Pro actual lo adopta como estándar.

Destacan por su gran versatilidad, dado que pueden convertirse en un auténtico concentrador de conexiones. Previamente a la implementación de este puerto, Apple incluía en sus equipos el puerto de carga propietario MagSafe, otro Thunderbolt, así como algún que otro USB tradicional, y el asociado al lector de tarjetas SD. 

Puedes echar un vistazo a este artículo en el que te orientamos sobre qué MacBook comprar este año.

Ahora, USB-C es compatible con dispositivos que emplean USB-A. Tan solo hay que tener en cuenta que necesitarás de un adaptador dado que la entrada de los USB-C es mucho más pequeña que la de los USB-A tradicionales.

Comprueba aquí cómo acceder a un disco externo o USB que no es reconocido por tu ordenador MacBook.

Una de las grandes ventajas de Thunderbolt 3 es su capacidad de conectar en fila varios dispositivos y pantallas externas utilizando el mismo puerto. Los nuevos Mac tienen todas estas funciones bajo el puerto USB-C, lo que obliga a utilizar adaptadores o hub externos que diversifiquen sus opciones de conexión.

Las velocidades de transferencia admitidas por USB C son de 10 Gbps, a diferencia de la tasa permitida por los puertos USB 3.0 que se queda en la mitad. También garantiza tiempos de carga inferiores, permite la carga de dispositivos y su conexión es reversible sin tener en cuenta la orientación.

Aunque Apple comercializa adaptadores para ampliar la funcionalidad de un único puerto, existen en el mercado alternativas muy interesantes y más económicas que la opción de Apple, en forma de cables, cargadores, hubs y estaciones docking de todo tipo. Vamos a ver las más importantes.

Puedes consultar aquí cómo conectar tu Mac o MacBook a la TV.

La mayoría de los analizados aquí funcionan también en otras plataformas diferentes a macOS. Consulta aquí nuestro artículo sobre qué es un hub, para qué sirve y recomendaciones.

Los mejores hub y adaptadores USB C para Mac

1. Elgato Thunderbolt 3 PRO DOCK

Elgato Thunderbolt 3 Pro Dock

Como colofón a este reportaje, hemos querido ofrecer esta solución del reconocido fabricante Elgato para todos aquellos que demandan la máxima conectividad para su equipo MacBook. Verdaderamente, no te faltará de nada. 

Se trata de la estación docking Elgato Thunderbolt 3 Pro Dock que mediante la utilización de un solo puerto USB C, habilitamos una nueva ventana de conexión al Mac. Hasta 2 monitores de calidad 4K podrás añadir a tu pantalla del MacBook habitual gracias a los puertos DisplayPort 1.2. 

Dispones además de 2 puertos USB 3.1 en modalidad C de 10 Gbps, y otros 2 puertos USB 3.1 tipo A. Es el único concentrador de los analizados que ofrece conector de audio de 3,5 mm para micrófono y altavoces, un puerto estéreo amplificado. 

Tampoco falta el soporte de tarjetas de memoria tipo SD, SDHC y SDXC con las que podrás realizar copias de seguridad o transferir vídeos 4K en instantes. 

Es evidente que el precio se encuentra muy por encima de la media, pero es una base para utilizar a diario con tu equipos MacBook Pro a modo de complemento de sobremesa, lejos de pensar que se trata de un hub que podrás llevar a todas partes en tus desplazamientos.

2. Moshi USB-C multimedia

Moshi USB-C multimedia

Moshi también dispone de una amplia selección de accesorios USB-C para equipos MacBook y MacBook Pro. El analizado es uno de nuestros productos favoritos por su calidad de construcción, acabados y variedad de conexiones ofrecida.

Puedes manejar dos puertos USB-C tradicionales, una bendición para los usuarios de generaciones anteriores de equipos Mac. También dispones de un puerto HDMI para utilizar monitor adicional, y ranura de tarjetas SD como elemento adicional.

Los usuarios de MacBook de 12 pulgadas deben tener en cuenta que el Moshi USB-C Multimedia Adapter no tiene puerto USB C, por lo que no podrás utilizar esta dock mientras cargas la batería del portátil.

2. Kingston Nucleum

Kingston Nucleum 7-port USB-C Adapter

El planteamiento de Kingston con su concentrador Nucleum es ofrecer un accesorio único al que podrás conectar hasta un total de 7 dispositivos de manera simultánea, sin que la velocidad de transferencia o rendimiento se vea afectado por el uso de uno u otro.

Con Nucleum, podrás alimentar estar cargando la batería de tu MacBook a la vez que conectar una unidad Flash USB o cargas tu iPhone. Su tamaño es compacto, similar al resto, y su cable integrado permite que no te lo dejes olvidado en cualquier parte.

Como elemento diferenciador, el Kingston Nucleum ofrece lector de ranura de tarjetas, tanto de tipo microSD, como de tamaño SD, algo que valorarán positivamente los usuarios profesionales de cámaras fotográficas. Utiliza además el puerto HDMI 4K para conectar una pantalla o proyector.

3. VAVA USB 8 en 1 con HDMI 4K

VAVA USB C Hub 8-in-1 Adapter with 4K HDMI

El adaptador multipuerto VAVA USB-C 8 en 1, como su nombre bien indica, cuenta con puerto Ethernet, un puerto de carga USB-C, otro HDMI de calidad 4K y lector de tarjetas SD. Además puedes utilizar lector TransFlash (TF) y tres puertos USB 3.0.

En el caso de que quieras emplear la conectividad Ethernet RJ45, esta se encuentra bajo una tapa con el fin de reducir el tamaño y grosor del hub concentrador.

En definitiva, el VAVA Hub USB-C cuenta con todas las características que le pedirías a un concentrador USB-C, con la ventaja de ser lo suficientemente pequeño y ligero para llevarlo en tu mochila de viaje. Su acabado en gris espacial se asemeja al de los nuevos MacBook.

4. Satechi adaptador slim USB C

Satechi USB-C Multi-Port Hub Adapter

Al igual que sucede con el adaptador multimedia Moshi USB C, el de la marca Satechi presenta unos acabados en aluminio cepillado muy en la línea que presenta la familia actual de equipos MacBook y MacBook Pro.

Ofrece 2 puertos USB 3.0 y salida HDMI de calidad 4K. No dispone de lector de tarjetas de memoria, pero incluye un puerto USB-C de paso, de manera que no sacrifiques el puerto del ordenador portátil. Es algo que agradecerán los usuarios de los MacBook de 12 pulgadas.

El adaptador Satechi puedes encontrarlo con diferentes acabados y tonalidades (oro, rosa, gris y plata), con una distancia entre los puertos aceptable para que no se acumulen las conexiones o puedan entorpecer la conexión de llaves USB o pendrive.

5. Dodocool USB-C

Dodocool USB-C Charging Hub

Pensando en los portátiles que tan solo admiten USB C, el hub o concentrador de carga Dodocool USB-C es un dispositivo compacto que agrega hasta 3 puertos USB 3.0 de tamaño completo para manejar transferencias de datos de hasta 5 Gbps.

El Dodocool USB-C también podrás utilizarlo para cargar tu smartphone o tableta a través de la entrada USB-C situada en la parte inferior. Así pues, sin grandes pretensiones ni una amplia gama de posibilidades de conexiones, el dispositivo económico cumple con sus funciones más básicas.

La marca dispone de otros concentradores o hubs más avanzados que también puedes adquirir en Amazon bajo la sección de hubs USB.

6. Syncwire USB C a USB 3.0

Syncwire Nylon-Braided USB-C to USB-A Cable

Los cables se han convertido en accesorios imprescindibles en un mundo donde la conectividad es primordial. Así, desde Syncwire proponen un cable convertidor de USB-C a USB 3.0 reforzado con cable trenzado para garantizar cierta durabilidad.

Sin sacrificar la flexibilidad, el cable de fibra de Nylon cuenta con unas dimensiones de hasta 2 metros de longitud con el fin de poder manejar el móvil o el dispositivo conectado mientras lo mantienes conectado al portátil.