A lo largo de los últimos años, han existido toda una serie de problemas con los ordenadores y portátiles de Apple, algunos de los cuales cuentan con sus programas de servicio de reparación y sustitución de la compañía.

En ciertos casos, es crucial reemplazar la pieza o el componente, ya que algunos portátiles MacBook de Apple han llegado a ser prohibidos en vuelos por el riesgo que presentaban de poder provocar un incendio. A continuación, vamos a detallar todos y cada uno de los programas puestos en marcha por la compañía. 

Los MacBook Air de 2018, por ejemplo, han sido uno de los últimos en reportar un problema para los que se les ofrece un programa de reparación gratuita. Como explicaremos a continuación, un pequeño número de modelos MacBook Air tienen un problema en la placa base. Apple ofrece reparaciones gratuitas para los modelos designados.

Otro problema reciente que saltó a los medios de comunicación fueron los portátiles profesionales de Apple, esta vez los MacBook Pro. Resulta que sus baterías se calientan en exceso, por lo que Apple también emitió un programa de retiro. Estos equipos han acabado prohibidos en vuelos en Europa, EE. UU. y Canadá. 

Programa de llamada sobre baterías y prohibición en los vuelos

Ciertos modelos de MacBook Pro han sido prohibidos en vuelos tras el anuncio de Apple del programa de retirada de ciertos modelos fabricados entre septiembre de 2015 y febrero de 2017. Algunos de estos modelos de MacBook Pro están equipados con baterías que "pueden sobrecalentarse con riesgo de provocar un incendio", según indica Apple.

La Administración Federal de Aviación de EEUU ha alertado a las aerolíneas sobre su retirada. Esto significa que si estás vas a coger un avión dentro de Estados Unidos o vuelas a este país, no podrás hacerlo con uno de los modelos MacBook Pro afectados entre tu equipaje de mano, ni tampoco podrás facturarlo con tu maleta.

Según Bloomberg, la Agencia de Seguridad Aérea de la Unión Europea emitió advertencias sobre estos modelos de MacBook Pro a principios de agosto. 

Diversas aerolíneas gestionadas por Total Cargo Expertise, entre las que se incluye a TUI Group Airlines, Thomas Cook Airlines, Air Italy y Air Transat, han tomado cartas en el asunto y prohíben llevar uno de estos portátiles afectados. 

Según menciona el comunicado emitido, los portátiles MacBook Pro de 15 pulgadas vendidos entre mediados de 2015 y febrero de 2017 están totalmente prohibidos llevarlos a bordo del avión.

Otras aerolíneas han optado por requerir a los ciudadanos que los dispositivos con baterías de Iones de litio retiradas sean apagados y no sean utilizados durante el tiempo de duración del vuelo. 

Es de suponer que si tu MacBook está afectado y ya lo has reparado, puedas presentar el informe de equipo reparado para poder acceder con él. Si eres propietario de uno de estos portátiles afectados (MacBook Pro Retina de 15 pulgadas de mediados de 2015), procede con el cambio.

Como en otras ocasiones, podrás identificarlo mediante el número de serie que podrás localizar haciendo clic en el logotipo de Apple del sistema operativo y seleccionando la opción de ‘Acerca de este Mac’. 

En un comunicado de prensa, la compañía declaró que, "debido a que la seguridad del cliente es una de las principales prioridades para Apple, la compañía les pide a los clientes que dejen de usar las unidades MacBook Pro de 15 pulgadas afectadas".

Visita la web de Apple aquí para averiguar si tu portátil forma parte del programa de reemplazo de batería. Introduce el número de serie de tu ordenador en la página del programa para ver si forma parte del programa. Si es así, el cambio será gratuito.

Cambios de placa base en el MacBook Air

De la misma forma, Apple ha desvelado que algunos modelos de MacBook Air pueden sufrir un problema que puede requerir el reemplazo de la placa base del equipo. No está claro a qué se debe el problema pero Apple procede con el reemplazo de la placa al completo. 

Programa de servicio Backlight

Desde el pasado mes de mayo de 2019, Apple ha puesto en marcha otro programa de sustitución en relación al problema de retroiluminación que sufren algunos equipos MacBook Pro de 13 pulgadas comprados entre octubre de 2016 y febrero de 2018. 

Estos portátiles pueden presentar los siguientes problemas: 

  • La retroiluminación de la pantalla muestra de forma continua o intermitente áreas brillantes verticales a lo largo de toda la parte inferior de la pantalla.
  • La luz de fondo de la pantalla deja de funcionar por completo.

Apple dará soporte y servicio a los portátiles de manera gratuita, entre los que se incluye: 

  • MacBook Pro de 13 pulgadas de 2016 con cuatro puertos Thunderbolt 3
  • MacBook Pro de 13 pulgadas de 2016 con dos puertos Thunderbolt 3

Pérdida de datos o fallo de la unidad

Apple también reconoció un problema con los modelos de MacBook Pro sin Touch Bar vendidos entre junio de 2017 y junio de 2018. La compañía declaró que un número limitado de unidades SSD de estado sólido de 128 y 256 GB de capacidad instaladas en estos equipos podrían provocar la pérdida de datos o fallo de la unidad. 

Apple ofrece información relacionada con el caso en el programa de sustitución correspondiente, el cual puedes consultar en el enlace de la web de Apple. 

Problema con los altavoces en los MacBook Pro

Poco después de que el MacBook Pro de 2016 llegase a las manos de los usuarios, comenzaron a aparecer en los foros de la comunidad, informes sobre ruidos y chasquidos producidos por los altavoces de estos equipos. 

Inicialmente se llegó a pensar que los ruidos solo se producían si el usuario iniciaba Microsoft Windows mediante Boot Camp. Sin embargo, un lector de Macworld destacó lo siguiente: 

"Tengo un MacBook Pro de 2017 y tuve que reemplazar los altavoces 2 veces debido a que aparecieron ruidos inesperados. Y no había instalado Windows, todo sucedió en MacOS. Por lo tanto, es 100% un problema de hardware y no un fallo asociado a Boot Camp".

Algunos usuarios incluso informaron que sus altavoces MacBook Pro estaban dañados haciendo esos ruidos desde el instante que se inicia Windows, lo que posteriormente significaba que los altavoces ya no funcionaban.

El problema no parece haber desaparecido. Los informes sugieren que el MacBook Pro de 2018 también se enfrenta a problemas con los altavoces. 

De hecho, existen informes en Reddit y YouTube de usuarios que experimentaban este problema de ruido en los altavoces incluso a un volumen de audio relativamente bajo. 

El ruido aparece tras unos minutos de escuchar archivos de audio o sitios web de YouTube, sospechando que podía deberse a los componentes conductores. Otros usuarios recalcan que podría deberse a un problema del firmware

Adivinar si estás afectado por este problema no es nada complicado dado que como parece evidente, escucharás los ruidos descritos anteriormente en tu Mac si inicias Windows. Curiosamente, si accedes a Windows a través de un software de virtualización como VMware, Fusion o Parallels, el problema parece no surgir. 

El problema con los controladores de Boot Camp se resolvió mediante una actualización de software, por lo que si usas Boot Camp para ejecutar Windows, asegúrate de ejecutar la última versión o utilizar una aplicación de virtualización diferente a la de macOS. 

Te animamos a consultar en este artículo una relación de las mejores máquinas virtuales para instalar Windows en Mac, donde encontrarás varias alternativas diferentes. 

Si resulta que tu trabajo depende en gran medida de lo que hagas con el audio, puedes probar a utilizar unos auriculares conectados a través del conector de 3,5 mm de tu MacBook antes de usar Boot Camp con Windows. 

Según han informado diversos usuarios, el problema está relacionado con el driver y los altavoces del equipo, por lo que al utilizar los auriculares desaparece el problema. 

Problema de la placa base y el SSD de los Macbook Pro

Apple confirmó que el MacBook Pro de 2017 (sin Touch Bar) se ve afectado por un problema asociado a las teclas de función. En un comunicado enviado a las tiendas de Apple en junio de 2018. 

Apple explicó que había identificado una cantidad de unidades MacBook Pro de 13 pulgadas de 2017 con dos puertos Thunderbolt 3 que requieren que se reemplacen las unidades SSD y la placa lógica principal.

Aparentemente, si falla el SSD o la placa base dentro del MacBook Pro de 2017, será necesario reemplazar ambos componentes. Apple ha autorizado reparaciones gratuitas para este problema, incluso si tu ordenador se encuentra ya fuera del período de garantía. 

Problemas de adaptadores USB-C y Thunderbolt 3

También existen informes en relación a determinados adaptadores externos USB-C y Thunderbolt 3 que al ser utilizados con los MacBook Pro no funcionaban bien en algunos de los modelos pertenecientes a la remesa de equipos de 2016. 

Los usuarios afectados destacan que algunos de sus puertos no solo redujeron el rendimiento y la velocidad de transferencia de los mismos, sino que también llegaron a eliminar por completo la conexión Wifi del MacBook Pro. 

Un prestigioso desarrollador de la comunidad de Apple, Mac Khaos Tian recibió una respuesta a través de la red social Twitter por parte de algún portavoz de Apple, destacando que es poco probable que los modelos no certificados por Apple sean compatibles con los equipos. 

La solución más obvia pasa por comprar solo los adaptadores de la marca Apple con el fin de asegurarnos que sean compatibles. Comprar las soluciones de terceras marcas es algo a lo que solemos recurrir con el fin de ahorrarnos algo, pues suelen ser más baratos. 

Si resulta que tienes un adaptador Thunderbolt 3 que es incompatible, el propio Khaos Tian publica aquí un truco que podrías probar para solucionarlo, pero es de naturaleza muy técnica por lo que no es recomendable para llevarlo a cabo por principiantes. 

Se especula con el hecho de que Apple podría incluir en alguna de las actualizaciones de macOS el soporte para este tipo de hardware USB-C y Thunderbolt no compatible, pero por el momento, la mejor solución pasa por adquirir hardware compatible. 

Fallo en los chipset gráficos de los MacBook Pro

Los chips gráficos son otro de los componentes que han traído de cabeza a los ingenieros de Apple, afectando a propietarios de equipos MacBook Pro de los años 2011 con gráficos AMD con sus correspondientes bloqueos del sistema, y a algunos de 2013. 

Después de una larga espera, y tras comprobar el número de usuarios afectados, Apple decidió anunciar un programa de reparación, del cual, te ofrecemos aquí todos los detalles

No se trata de un programa de reemplazo como tal, sino de un Programa de Extensión de reparación de MacBook Pro para problemas asociados al vídeo. En la página de soporte, Apple detalla que ha determinado "que un pequeño porcentaje de los sistemas MacBook Pro puede exhibir video distorsionado, sin video o reinicios inesperados del sistema".

Los síntomas específicos descritos por Apple incluyen hechos como el vídeo distorsionado o codificado en la pantalla del ordenador, sin señal de salida de vídeo al utilizar una pantalla externa, a pesar de que el ordenador esté encendido, o el que el portátil se reinicie inesperadamente.

Los productos afectados han sido los modelos MacBook Pro de 15 y 17 pulgadas fabricados en 2011, los MacBook Pro de 15 pulgadas con pantalla Retina fabricados desde mediados de 2012 hasta principios de 2013, así como los MacBook Pro de 15 pulgadas de principios de 2011). 

Otros que han reportado fallos en sus gráficas son: el MacBook Pro ( 15 pulgadas, finales de 2011); MacBook Pro (17 pulgadas, principios de 2011) y MacBook Pro (17 pulgadas, finales de 2011); MacBook Pro (Retina, 15 pulgadas, mediados de 2012); y MacBook Pro (Retina, 15 pulgadas, principios de 2013). 

Finalmente, muchos usuarios descubrieron que su MacBook arranca en una pantalla azul o gris. Actualmente, la única solución permanente es obtener una placa base nueva de reemplazo, pero eso puede resultar bastante costoso si no cuentas con el programa de AppleCare. Previsiblemente, el sobrecalentamiento sería el culpable del problema.

Algunos de los lectores que han estado en contacto han dicho que Apple ha reemplazado la placa lógica de su MacBook Pro 2011 gracias a AppleCare, y algunos clientes incluso afirman haber reemplazado su placa lógica varias veces.

Qué hacer si tu Mac necesita una reparación

Si tu Mac forma parte de algunos de los programas aquí indicados, ahora deberás proceder en primer lugar con una copia de seguridad antes de llevar el equipo al servicio técnico de una tienda o proveedor autorizado por Apple. 

Un técnico de Apple realizará una prueba de diagnóstico para verificar el sistema y te informará del tiempo estimado que tardará en llevarse a cabo la reparación. Cualquiera de los programas de reparación puestos en marcha por Apple son totalmente gratuitos. 

Cuanto el Mac esté reparado, recibirás una notificación por parte de Apple para poder pasar a recogerlo.