La versión sucesora de la conocida OS X 10.0 Mavericks, ha llegado con infinidad de novedades en los que se refiere a la sincronización con dispositivos iOS. No obstante, mientras que algunos de sus problemas han sido solucionados con el parche 10.10.1 posterior a la liberación, los relacionados con la conectividad Wifi en el hardware han seguido afectando a sus usuarios. Estos problemas van desde la imposibilidad de conectar después de que el dispositivo sale del modo de hibernación, hasta el hecho de mostrar conexiones erróneas para transmitir o recibir datos. Aunque la llegada de OS X 10.10.1 supuestamente solucionaba este tipo de inconvenientes, pocos han sido los usuarios que han afirmado haber conseguido corregir esto.

De este modo, la llegada de la beta de OS X 10.10.2 se centra en garantizar la fiabilidad de las conexiones Wifi.

La actualización de 470 MB está disponible a través de la App Store para desarrolladores y usuarios registrados en el programa Apple Seed. Todos aquellos que quieran probarlo y que no se encuentran adscritos a estos programas, también pueden hacerlo a través de la página web oficial de Apple, de manera gratuita.