Según estas fuentes, el retraso el lanzamiento de la versión beta ha sido debido a la necesidad de incluir una serie de características que habían sido demandadas por posibles clientes clave de Adobe cuando InDesign salga al mercado. Entre estas características se incluyen una gestión mejorada de las imágenes en formato EPS con separación DCS que permite imprimir directamente en impresoras color y una mejor representación del flujo de texto entre las cajas de texto en los cambios de página.

Con respecto al futuro de Cyberstudio y PageMill, todavía no está claro si esta última desaparecerá o se mantendrá como aplicación de consumo. En este sentido, tan sólo se sabe que durante el mes de febrero se anunciará el lanzamiento de la versión 4 de Cyberstudio para Macintosh. La versión para Windows estaría lista un mes después por las dificultades técnicas inherentes al desarrollo para una plataforma nueva. No obstante, Adobe ha afirmado que tiene previsto, tras estos lanzamientos, continuar con su política de lanzamientos simultáneos para plataformas Mac OS y Windows.

Otro de los puntos aclarados por Adobe es que continuará desarrollando sus aplicaciones para las nuevas versiones de Mac OS (Mac OS 8.6 y Mac OS X); pero dejará de garantizar la compatibilidad de sus aplicaciones con versiones de Mac OS anteriores a las dos últimas lanzadas por Apple. Como dato curioso, cabe destacar que, fuentes cercanas a Adobe, han apuntado que la versión alfa de InDesign se está desarrollando sólo para Mac OS 8.5, sin que existan garantías de su compatibilidad con sistemas anteriores.