Pinnacle y Apple anunciaron que ofrecerán un “bundle” compuesto por un ordenador Power Mac G4 con la tarjeta de vídeo Targa Cine instalada de serie junto al software de edición de vídeo digital Final Cut Pro. Esta tarjeta está exclusivamente disponible para Mac y permite la captura y exportación de vídeo sin compresión SD (Standard Definition) y HD (High Definition), con un ratio de 3:2 para la conversión entre 24 y 30 fotogramas por segundo, según afirma el fabricante.

Este sistema que estará disponible en junio, se ofrecerá en dos configuraciones, de momento, en el mercado norteamericano. El modelo base estará por debajo de los 10.000 dólares (aproximadamente 1.800.000 PTA) y el modelo más alto de gama (HD) sobre los 30.000 (unos 5.250.000 PTA). Según ha afirmado un responsable de Pinnacle, Ajay Chopra, se trata de la única solución de sobremesa capaz de manejar, en la actualidad vídeo sin compresión SD y HD. No se ha comentado nada sobre si las máquinas que componen el “bundle” incorporarán discos de alta velocidad, ni si será aumentada la memoria RAM de los sistemas requerido para la edición de vídeo.

Por otro lado, Matrox y Apple anunciaron también RTMac, una tarjeta con conexión PCI con un precio de 999 dólares diseñada para la edición en tiempo real de contenidos de vídeo digital. La tarjeta que ha sido desarrollada por ingenieros de Apple y Matrox conjuntamente, permite la captura y exportación S-Video y compuesto y además permite conectar un segundo monitor al ordenador. La solución conjunta que propone Apple es un ordenador Power Mac G4, que incluye esta tarjeta de serie y Final Cut Pro por un precio inferior a los 5.000 dólares y estará disponible, sólo en los Estados Unidos, a finales de este verano.

Apple también presentó una actualización de Final Cut Pro 1.2.5 que añade soporte para trabajar con formato panorámico 16:9, películas de referencia y estándar de color para vídeo YUV, el cual permite el procesado del vídeo digital sin la necesidad de conversión a RGB. Esta actualización estará disponible a partir de mayo como descarga gratuita para clientes registrados. Finalmente, Apple también anunció en este evento la adquisición de las herramientas de software para la creación de títulos en DVD así como de toda la tecnología subyacente, como es toda la tecnología de masterización que ofrecen otros productos de Astarte. El equipo de ingeniería de Astarte se incorporará a Apple como parte del acuerdo entre ambas compañías.

Con este conjunto de operaciones, Apple se coloca inmejorablemente cubriendo todas las necesidades desde los usuarios domésticos que utilizan iMovie, hasta las exigencias de los profesionales de la edición de vídeo digital con estas nuevas configuraciones.