La MV30 , la más alta de la gama, tiene una pantalla de cristal líquido abatible en color de 3,5 pulgadas. Con un peso de 650 gramos, cuenta con un CCD de Escaneo Progresivo que, complementa al filtro de colores primarios RGB, para conseguir una resolución en color comparable a la de sistemas de 3-CCD, según las especificaciones del fabricante. El modelo MV30i, se diferencia del MV30 únicamente en que puede conectarse con un ordenador a través de FireWire.

La MV30/MV30i, de diseño curvilíneo, cuenta con un zoom 12x/digital 48x y con un estabilizador óptico de la imagen, patentado por Canon, que se integra en el objetivo y elimina el riesgo de desestabilización de la imagen. Además, incorpora un micrófono estéreo direccional, DM-50, que elimina el ruido de fondo no deseado.

Por su parte, el modelo MV300 es la videocámara digital más ligera de toda la gama Canon con un peso de 550 gramos. Entre sus prestaciones incluye un CCD de 1/4 de pulgada, zoom óptico de 10x/digital de 200x y una pantalla LCD en color de 2,5 pulgadas. Incluye también el estabilizador de imagen de Canon.

Ambas cámaras utilizan baterías de ión de litio que proporcionan mayor tiempo de grabación. El precio de la videocámara MV30 es de 279.900 PTA, IVA incluido , la MV30i cuesta 319.900 PTA, IVA incluido y la MV300, 189.900 PTA, IVA incluido. Desde este mes están disponibles en el mercado español. Contacto: Canon España, Joaquin Costa 41. 28002 Madrid. Tel.: 901 31 13 11. Web: www.canon.es