Corel ha reconocido encontrarse en una situación económica muy delicada, y ha llegado a advertir a sus inversores que podría quedarse sin dinero en efectivo en los próximos tres meses, si antes no se encuentra una inyección de capital procedente de la fusión que la empresa tiene pendiente con Inprise/Borland.

Según un análisis hecho público por un diario canadiense, Corel se encuentra en una situación económica precaria debido a la rápida bajada de las ventas de productos tradicionales, y el bajo crecimiento en las ventas de productos Linux.

A finales de febrero, Corel disponía de 29 millones de dólares en caja, pero la compañía señala que está buscando alternativas de financiación.

Corel ha adquirido las aplicaciones gráficas de MetaCreations este mes de abril, pero ahora se teme que la compañía no pueda continuar la gama de productos de Painter, KPT, Bryce, Art Dabbler y Vector Effects.