El comienzo hoy de la feria dedicada a la autoedición, Seybold Seminars, en el Moscone Center de San Francisco que convocará a más de 300 compañías, y la conferencia inaugural que tendrá lugar mañana (en la que se espera que Steve Jobs lleve a cabo el anuncio de nuevos productos) han vuelto a impulsar el ánimo de los inversores. La confianza en la fortaleza de la línea de productos y la gestión financiera de Apple han provocado que varias compañías inversoras y consultorías, como Salomon Smith Barney o BancBoston Robertson Stephens, han revisado su calificación de las acciones de Apple, pasando de “neutral” o “atractivas a largo plazo” a la de “conviene comprar”.