La compañía QPS ha presentado su primer dispositivo lector CD-RW para USB. El lector consta de una carcasa de plástico con diseño inspirado en los nuevos iMac, existiendo modelos intercambiables en los cinco colores. La carcasa no tiene ranuras, por lo que no se necesita utilizar destornilladores para cambiar la carcasa. El grabador de CD se suministra con cables, software y un CD-R y un CD-RW vírgenes.

Según el fabricante, el dispositivo permite escribir a una velocidad 4x de 600 MB en 18 minutos, unos 566 KB por segundo. Con los discos CD-RW, emplea 25 minutos en velocidad 2x. En velocidad 8x, lleva 18 minutos copiar 600 MB al disco duro del iMac, y escribir ficheros pequeños en modo sencillo puede realizarse a una velocidad de 700 KB por segundo. La integración del IDE con la interfaz USB se lleva a cabo a través de un tablero In-Systems Design Fallstaf, el cual permite controlar la actividad de la grabación con un LED que señala el estado de la actividad (naranja cuando está trabajando, verde cuando está libre, y rojo cuando escribe CD).

Para trabajos en multiplataforma, el fabricante suministra el software Adaptec Direct CD, para grabar sobre PC. De momento el lector no permite reproducir música en CD, aunque QPS contempla esta posibilidad en versiones futuras. www.qps-inc.com.