Si ayer la consultora NDP daba a conocer los resultados de un estudio que aseguraba que Apple había perdido la segunda posición en el mercado de smartphones en favor de Google y su Android, hoy la compañía de la manzana ha dejado claro su desacuerdo con estos resultados.

De hecho, las críticas de Apple se centran en la metodología del estudio. Par la firma, el estudio no da una verdadera visión del mercado, ya que “se trata de una muestra de solo 150.000 personas, lo que consideran poco representativo del mercado americano”. Según  Natalie Harrison, portavoz de Apple,” si comparamos esas cifras con los 85 millones de iPhones e iPod que hay en todo el mundo vemos que las cifras pueden ser cuestionadas. De ellos 51 millones son solo del teléfono móvil iPhone”.

Natalie Harrison va más allá al comparar el estudio de NDP con los últimos datos ofrecidos por IDC, donde “el iPhone supera claramente a Android en ventas a nivel mundial, con una cuota total del 16 por ciento, solo superado por BlackBerry y Nokia”.