El Gigante Azul ha restringido a su personal el uso de Siri, el asistente de voz de los iPhone, por miedo a una potencial fuga de información confidencial.

El motivo de preocupación para IBM radica en la forma en que trabaja Siri. El reconocimiento de voz del iPhone 4S funciona mediante la grabación de su voz y su posterior envío a un servidor que interpreta lo que se ha dicho y devuelve el texto sin formato.

El fallo viene a la hora de saber qué sucede en el servidor de Apple. La idea de que Apple podría ser recopilar información y secretos acerca de IBM parece un poco exagerada, sin embargo, se cree que Siri podría haber experimentado recientemente una brecha de seguridad. ¿Ha sido hacheada Siri?

IBM es un defensor del BYOD (trae tu propio dispositivo), una tendencia que anima al personal a utilizar sus propios Macs, PC, teléfonos y tabletas en el trabajo. Según la investigación, el BYOD ya ha sido adoptado por el 69% de las empresas del Reino Unido.

Por ello resulta más sorprendente la prohibición de Siri, que forma parte de una serie de estrictas medidas de seguridad implementadas por IBM en los dispositivos adquiridos por los empleados de la empresa.