Además de estas actualizaciones a 466 MHz, Newer tiene previsto lanzar nuevos modelos de tarjetas actualizadoras de procesador para el iMac y los PowerBook, que trabajarán a 500 MHz. Apple parece no haber puesto obstáculos a estas tarjetas de actualización, desvinculándose de su política de actualizaciones de procesador en los iMac.

En cuanto a actualizaciones para portátiles, la compañía ha estado probando actualizaciones de procesador desde hace un tiempo, y espera tener listas en pocas semanas nuevas tarjetas de actualización G3 a una velocidad de 500 MHz. Contando con las limitaciones de actualización que ofrece el iMac, Newer reemplazará el procesador existente en los iMac actuales y las venderá como recambios. La compañía también está barajando la posibilidad de incluir un servicio de asistencia técnica para instalar la tarjeta en las máquinas, aunque el usuario también podrá instalarla por sí mismo.

La intención de Newer es ofrecer dos tipos de tarjetas, la ya presentada de 466 MHz, más el modelo de 500 MHz, siendo ambas compatibles con todos los iMac anteriores a octubre de 1999, incluyendo el modelo revisión A. Los actuales iMac DV no serán compatibles con estas tarjetas, debido a que presentan una arquitectura diferente.

Fuentes cercanas a la compañía han señalado que estas actualizaciones de procesador han sido autorizadas por Apple, algo no habitual en la política de actualizaciones que la compañía ha llevado a cabo hasta ahora con el iMac, ya que en la revisión C de la máquina se retiró el puerto Mezzanine para el que algunos desarrolladores ya habían comenzado a crear dispositivos, como una tarjeta gráfica basada en Voodoo, o el adaptador iPort.

Newer también se encuentra desarrollando tarjetas actualizadoras para el PowerBook G3, que también alcanzarían velocidades de 500 MHz, y podrían instalarse tanto en los modelos Lombard como en el WallStreet. Utilizarían un sistema similar al de las tarjetas para el iMac, con una actualización sobre la placa hija, instalable por el usuario, y aunque serán parecidas, no llegarán a ser intercambiables.