El Centro de Desarrollo de Apps para iOS va a quedar localizado en una institución asociada en Nápoles, la cual apoyará a los profesores y ofrecerá un plan de estudios especializado para los futuros desarrolladores de los sistemas operativos de Apple. La compañía espera poder expandir el programa a otros países de todo el mundo.

Tim Cook, CEO de Apple, apuntaba que “Europa es el hogar de algunos de los desarrolladores más creativos del mundo y estamos encantados de ayudar a la próxima generación de emprendedores a adquirir las habilidades necesarias para tener el mayor éxito”. Desde Apple también destacan el hecho de que la App Store haya permitido crear hasta 1,4 millones de puestos de trabajo relacionados con el desarrollo de Apps, ofreciendo nuevas oportunidades a personas de todas las edades.

Apple menciona que la App Store ha ayudado a los desarrolladores europeos a ganar en torno a los 10,2 billones de euros siempre relacionados con sus Apps, y que solo en Italia pueden atribuirse unos 75.000 trabajos relacionados directamente en el desarrollo de aplicaciones de la tienda de Apple