Esta versión beta, según han indicado los que han tenido acceso a ella, esta en una fase muy avanzada y los iconos de las aplicaciones tienen un aspecto totalmente renovado, abandonando definitivamente el aspecto redondeado (a modo de burbuja) con el que contaban hasta ahora.

Con ello, Microsoft tiene la intención de dar un aspecto mucho más profesional y serio a esta nueva versión de Office para Mac. Al parecer la unidad de negocio de Microsoft para productos Apple ha consiguido incorporar diversos cambios estéticos para contar con una mayor armonía visual entre la versión de Mac y la de Windows.

Las mejoras a nivel de usabilidad y de nuevas funciones no han transcendido, pero es de esperar que a medida que los desarrolladores accedan a esta beta privada, se comiencen a desvelar mayor número de detalles.