En primer lugar, no ha tenido la repercusión ni cifras de venta de la App Store para iOS, pero la Mac App Store ya cuenta con cerca de 9.000 aplicaciones y se ha convertido en un lugar de referencia para adquirir software para OS X de forma cómoda.

También le ha servido a Apple para comenzar una transición que a buen seguro también realizarán otras compañías, no es otra que liberarse de la venta de apps en caja y pasar a verderlas únicamente en formato digital, tal y como ha sucedido con la última versión de OS X (Lion) y muchas otras aplicaciones de terceros que ahora solamente pueden comprarse como descargas digitales.