Por otra parte, fuentes próximas al proyecto Darwin han desvelado muchos de los detalles técnicos incorporados en Mac OS X, entre los que parece destacar una alta optimización del motor Altivec (Velocity Engine). Aparentemente, estas optimizaciones en el chip G4 suponen una mejora del 25 al 30 por ciento en la velocidad de reloj del procesador G3, que beneficiará el rendimiento de la interfaz Aqua. Las pruebas realizadas con las últimas versiones beta del procesador que incorporará Mac OS X, indican que los tiempos de lanzamiento de una aplicación gráfica son aproximadamente el doble de rápido que sobre un chip G3.