El sondeo de Microsoft también solicita datos sobre la utilización de Mac OS X y sobre la decisión que tomaría el usuario con respecto a las aplicaciones que no se migren al nuevo sistema: dejar de usar la aplicación, utilizarlas en modo Classic o investigar otros sistemas operativos.

La última actualización de Outlook para Mac tuvo lugar el pasado mes de junio, cuando fue lanzada la versión 2001, que equiparaba sus capacidades con la versión para Windows al incorporar herramientas de colaboración como calendarios y tareas compartidas. Sin embargo, tras el lanzamiento de Office X, comenzó a extenderse el rumor de que Microsoft no tenía intención de actualizar el cliente de Exchange para Mac OS X, algo que ha sentado muy mal a las corporaciones que utilizan dicho sistema de colaboración tanto en Macintosh como PC.

Para cumplimentar la encuesta (no se solicitan datos personales) los usuarios pueden conectarse a www.microsoft.com/mac/community/survey/ol_exchange.asp.