Esta nueva actualización para Mac OS X Server ofrece solución a dos problemas ya conocidos con anterioridad: el relacionado con la autenticación al hacer uso de Mobile Access Server y el relativo a los malfuncionamiento de dispositivos USB en entornos virtualizados (cuando el sistema operativo regresa de estar en modo de reposo).

Apple ha pedido a sus desarrolladores que pongan especial énfasis en comprobar varios aspectos de la nueva beta, caso de la virtualización de Mac OS X Server, la apertura de varios archivos bajo AFP y SMB, PHP, Podcast Producer, iChat server y Wiki Server, como aspectos más destacables.