Bolivia, una tierra olvidada

El proyecto persigue montar esta escuela en Coroico, un pequeño núcleo rural al noreste de La Paz, donde los cultivos autóctonos se pudren por no poder ser trasladados hasta la capital. El acceso hasta la zona resulta complejísimo por una “conocida” y peligrosa carretera, ya que desfiladeros de más de 300 metros impiden prácticamente la circulación en doble sentido, debiendo coordinar de forma muy precisa cualquier paso por allí.

El objetivo, poner en marcha una escuela en la que mediante el uso de equipos informáticos (Apple Macintosh), los jóvenes puedan tener acceso a nueva tecnología y la posibilidad de asomarse a Internet para recoger información positiva para ellos.

Intentando cerrar “la brecha digital”

Un grupo de profesionales de distintas áreas, que ya han participado en múltiples proyectos de gran calado social como limpiar del Everest tres toneladas de basura para reciclar (Think Positive 93), limpiar 6 toneladas de basura en la sierra de Guadarrama (Madrid, 1993) o la marcha ciclista Namaste para recaudar fondos para montar un centro de salud en el Himalaya; se ponen ahora en marcha con un proyecto más modesto.

En colaboración con la editorial Burlington Books han recibido 8 ordenadores Performa y un Centris 610 y LC475, 8 monitores de 14 y 15 pulgadas, 8 teclados, 8 ratones, un concentrador, módem y todo el cableado para comunicaciones necesario.

Con esto, pretenden montar en ocho días esta escuela en pleno corazón boliviano una instalación eléctrica adecuada, una red de ordenadores y un acceso a Internet, con la colaboración de la delegación local de Ayuda en Acción.

Petición de colaboración

El proyecto que todavía continúa en fase de preparativos, pretende ponerse en marcha para Navidad, pero José Angel Garrido, responsable del proyecto ha reconocido a Macworld, la necesidad imperiosa de encontrar más donaciones (en concreto, una impresora láser para poder conectarla en la red local y consumible; y por supuesto cualquier Mac que le pueda sobrar a cualquier usuario o empresa) y que cualquier apoyo económico (para gestión de envíos, etc), será bienvenido para llevar a cabo este proyecto solidario.

Todo esto a cambio, según este responsable, “de una posible contraprestación publicitaria en el proyecto si es necesario. Nuestro verdadero objetivo es hacer el mundo un poco mejor para los más desfavorecidos”. Para cualquier apoyo a los promotores del Proyecto Chasqui pueden ponerse en contacto a través de correo electrónico: [email protected]