La retransmisión en directo vía satélite de mano de Steve Jobs, presidente de Apple, del nuevo iMac tuvo una repercusión inmediata en todos los medios de comunicación sin excepción alguna. Al día siguiente, aparecían en todas las cadenas de televisión nacionales y también de ámbito regional (TVE, Antena3, Telecinco, TV3,…) ocupando un lugar de preferencia en los informativos tanto de sobremesa como nocturnos, la noticia del lanzamiento del “iMac futurista” como una revolucionaria máquina de este siglo.

Asimismo, la prensa escrita y electrónica (ABC, El País, El Mundo,…) dedicaba también algunas de sus páginas a la innovación de Apple, haciendo referencia a Steve Jobs como “el mítico gurú y alma mater de Apple, que ha vaticinado la muerte de los monitores tradicionales…” (comenta El País Digital en su información).

Un diseño original cuestionado

Y no sólo fue noticia su lanzamiento por tal innovación, sino que también surgió una polémica sobre el origen de su diseño. Algunos medios hicieron pública la denuncia particular de un joven diseñador belga que pedía explicaciones a Apple, ya que hacía un año había realizado bocetos de lo que él consideraba su “Macintosh soñado”. Estos bocetos fueron enviados a Steve Jobs y aparecían en la web de Apple, su autor Vicent Jeunejean, manifestó que “aunque fuera sólo una curiosa coincidencia, me encantaría tener una respuesta por parte de ellos, me gustaría saber cuál es su punto de vista".