Apple acaba de hacer pública la primera versión beta pública de macOS Big Sur, la última actualización del sistema operativo para Mac. Hasta ahora, solo era posible instalar esta versión antes de su lanzamiento oficial si formabas parte del Programa de Desarrolladores.

Se trata, pues, de la primera versión beta que está disponible para todo aquel que sea miembro gratuito del Apple Beta Software Program. Si todavía no lo eres, puedes crear una cuenta en la página web de Apple.

El nuevo aspecto de Big Sur se inspira en el diseño de iOS, ya que incorpora nuevos iconos, elementos más grandes y cambios en la interfaz de usuario y los menús. Al añadir un Centro de Control y widgets fondos de pantalla como los del móvil, demuestran la intención de Apple de ofrecer un ecosistema más unificado.

También apuntan a los próximos Macs con chips ARM, ya que los procesadores propios de Apple ofrecerán a sus ordenadores la posibilidad de ejecutar apps nativas de iOS. Quizás esto también nos lleve a un Mac con pantalla táctil, algo que era impensable hace unos años.

Como siempre, tenemos que avisarte de que descargar una versión beta pública puede conducir a fallos, por lo que lo más recomendable es instalarla en un equipo secundario y hacer copia de seguridad antes para poder volver a macOS Catalina si te arrepientes.

Obviamente, solo podrás instalar la versión beta pública de Big Sur si tienes uno de estos Macs compatibles:

  • MacBook de principios de 2015 o posterior
  • MacBook Air de 2013 o posterior
  • MacBook Pro de 2013 o posterior
  • iMac de 2014 o posterior
  • iMac Pro (todos los modelos)
  • Mac mini de 2014 o posterior
  • Mac Pro de 2013 o posterior