Los teléfonos con Dual SIM permiten administrar fácilmente (y realizar o recibir llamadas) de dos líneas de teléfono diferentes. Esto significa que puedes compaginar el uso personal con el profesional para no tener que cambiar constantemente de dispositivo o llevar dos teléfonos a todas partes. 

También puedes tener planes de datos separados para el hogar, utilizar la segunda tarjeta para tus desplazamientos o viajes al extranjero, o simplemente ser más eficiente gestionando tus contactos y tus horas de trabajo y de descanso. 

En este artículo, te explicamos cómo agregar una segunda SIM a cualquier iPhone que fuese lanzado a partir del año 2011 o posterior, y utilizarlo como un teléfono con doble SIM. Cubrimos también la eSIM, un método simple que funciona en la última generación de teléfonos y accesorios Bluetooth.

Para obtener consejos detallados sobre cómo desbloquear un iPhone que pide contraseña para utilizar tu teléfono con una tarjeta SIM de cualquier operador, te animamos a consultar el artículo aquí publicado. 

¿Qué método debo utilizar para usar Dual SIM?

Apple nunca ha ofrecido un teléfono con dos ranuras SIM físicas (al menos en España y EE. UU.), sin embargo, los últimos iPhone ofrecen una solución inteligente: los XR, XS y XS Max tienen una bandeja nano SIM accesible externamente y una eSIM interna que permite usar el teléfono con una segunda línea de operador. 

Así pues, si tienes un iPhone XR, XS o XS Max, una eSIM es la solución ideal para utilizar una doble línea con tu teléfono si es lo que necesitas. 

(Ten en cuenta que en China, los nuevos iPhones tienen bandejas SIM gemelas, por lo que puedes ejecutar dos SIM sin ningún problema. El método utilizado en este tutorial se aplica a otras partes del mundo, incluidos España, Reino Unido y EE. UU.). 

¿Qué pasa con los iPhones de generaciones anteriores? No hay problema. Si tienes un iPhone X, 8, 7 o anterior (de hecho, cualquier iPhone 4s o posterior funcionará) puedes recurrir al uso de un adaptador de tarjeta Bluetooth para ejecutar una segunda tarjeta SIM. Lo explicamos también aquí. 

¿Qué es una eSIM?

Comencemos con los modelos que soporta el uso de una eSIM. La ‘e’ viene a significar que es una solución embebida, de manera que la eSIM está soldada en la placa base del teléfono y no es posible quitarla. 

Pero lo inteligente de una eSIM es que no necesitas eliminarla. Funciona con múltiples operadores, por lo que podrás cambiar de plan sin cambiar la SIM de tu teléfono. Para obtener más información sobre este tema, consulta cómo usar dos números de teléfono con tu iPhone. 

Ajustes de tu eSIM

Tu teléfono debe ser un modelo de iPhone XR, XS o XS Max, y Apple destaca que tendrá que ejecutar una versión de iOS 12.1 o superior. Suponiendo que los planes a los que te suscribas pertenecen a diferentes proveedores u operadores, el teléfono también deberá estar desbloqueado. 

No todos los operadores soportan eSIM, pero sí las más importantes. Los clientes estadounidenses podrán elegir entre AT&T, T-Mobile y Verizon, mientras que en España son soportadas por Movistar, Vodafone, Orange, Pepephone, Truphone y recientemente Yoigo.

Llegados a este punto, es de suponer que dispones de una nano SIM con un número de teléfono y un plan de datos. Ahora queremos añadir al teléfono el segundo plan de conexión a través de la eSIM. 

Debes ponerte en contacto con la compañía que has elegido para el plan de la eSIM, para lo que te recomendamos que compares los precios en función de tus necesidades y para qué lo vas a utilizar. 

Una vez acordados los términos de uso y pagos, tendrás que configurar el plan utilizando los datos proporcionados por el operador. Podrás introducirlos manualmente, pero es probable que la empresa lo facilite enviando un código QR o configurándose a través de su App. 

Cualquiera de estos métodos son evidentemente más rápidos que tener que esperar a que tu operador te haga entrega de una tarjeta SIM física. 

Usando el código QR

Si tu operador ya te ha enviado el código QR para configurar en tu iPhone el nuevo plan de conexión, abre la opción de ‘Configuración’ de tu teléfono y entra en ‘Datos móviles’. Pulsa sobre ‘Agregar plan de datos’ o ‘Móvil’ y luego pulsa en la opción de agregar nuevo plan. 

A continuación, deberás escanear el código QR con la cámara del teléfono (si el asistente te lo solicita) introduciendo el código de confirmación que tu proveedor debe haberte proporcionado también. 

Usando la App

De manera alternativa, siempre puedes optar por configurar tu nueva eSIM utilizando la aplicación iOS de tu operador. Visita la App Store y busca y descarga la aplicación. Esta te guiará a través de todo el proceso de configuración. 

Administra tus planes

Es necesario seguir algunos pasos más para asegurarnos de que los dos planes funcionen juntos de manera eficiente. A continuación, el móvil nos pedirá que identifiquemos los planes para evitar confusiones al hacer uso de uno u otro plan. 

Para evitar confusiones, podemos establecer una línea como ‘Trabajo’ y otra como ‘Casa’. Puedes cambiar estas etiquetas en cualquier momento a través de la sección de ‘Ajustes > Datos móviles’, o bien, pulsando sobre uno de los números indicados. 

Por último, debes decidir cuál de tus dos números debería ser el predeterminado para iMessage y FaceTime, y si quieres utilizar tu número secundario solo para datos o también para realizar y recibir llamadas de voz. 

Ahora ya tienes todo configurado con los dos planes de operador en un único teléfono iPhone. 

Cómo cambiar de número de teléfono 

Tu iPhone realizará llamadas desde el número que hayas configurado como predeterminado si no indicas lo contrario. Pero es fácil cambiar entre una u otra línea cuando lo desees, de manera que podrás llamar con cualquiera de las líneas configuradas. 

Si utilizas el teclado numérico, solo tienes que pulsar sobre el número que aparece en la parte superior de la pantalla y luego seleccionar el que prefieras utilizar. Si llamas desde ‘Favoritos’, deberás puntear en la ‘i’ situada junto al nombre. 

Si llamas desde el área de ‘Contactos’, toca ‘Plan de datos preferidos’ y selecciona el número que deseas utilizar. Tu iPhone recordará para la próxima vez tu preferencia con el fin de utilizar la misma línea cuando llames a ese mismo contacto y evitar pasos intermedios. 

Estableciendo un tercer plan 

Debes saber que es posible establecer un tercer plan, si lo deseas, siguiendo los mismos pasos anteriores. Ten en cuenta, sin embargo, que sólo puedes tener activo un plan asociado a la eSIM, por lo que tendrás que cambiar entre ellos en ‘Configuración’.

Cómo eliminar un plan eSIM

Ten en cuenta que también puedes borrar un plan de tu eSIM a través de ‘Configuración> Datos móviles’, o bien, pulsando en el plan correspondiente y seleccionando ‘Eliminar plan de datos’. 

Usar un adaptador Bluetooth de SIM

El uso de la funcionalidad de Dual SIM con un iPhone anterior al XS, requiere de la compra de hardware adicional. Haz una búsqueda en Amazon con las palabras clave ‘Adaptador Dual SIM para iPhone’ y verás algunas soluciones compatibles. 

En la mayoría de los casos, se trata de soluciones en las que debe insertarse una segunda tarjeta SIM en un adaptador externo que se conecta con el iPhone a través de conexión Bluetooth. 

En el siguiente tutorial vamos a usar el modelo NeeCoo Magic Card, la cual puedes adquirirla a un precio recomendado de 31,34 €. Se trata de un producto que ofrece doble funcionalidad, ya que además de agregar otra ranura SIM al iPhone, hace de powerbank.

Comprueba que tu iPhone es compatible

Tu versión de iOS del iPhone debe ser superior a la 4.0, algo que no parece difícil de cumplir. Es una premisa que hay que cumplir, por lo que la NeeCoo Magic Card solo funciona con modelos de iPhone 4s o posteriores. 

Otro aspecto a tener en cuenta es que solo acepta tarjetas Micro SIM, por lo que comprueba en Amazon las opciones que funcionan con nano SIM y los diferentes adaptadores. 

Cómo trabaja la NeeCoo Magic Card

El dispositivo mide 85 x 54 x 4 mm de grosor, por lo que podrás portarla fácilmente en el bolsillo de cualquier camisa o bolso de mano. Trabaja con las bandas de frecuencias de redes GSM850MHz, EGSM900MHZ, DCS1800MHz y PCS1900MHZ.

A efectos prácticos, esto significa que podrás llamar, enviar mensajes de texto, tomar fotos y tener acceso a la lista de contactos de tu iPhone, pero ten en cuenta que no podrás utilizar los datos.  

La Tarjeta NeeCoo Magic Card también tiene una segunda funcionalidad como es hacer de batería recargable. Cerciórate de que esté completamente cargada antes de usarla por primera vez. Viene con un cargador USB y sus 3800 mAh otorga tres horas de conversación, u 80 horas en espera. 

También necesitas descargar de la App Store la aplicación gratuita MoreCard para poder usar esta segunda tarjeta SIM en tu iPhone. Pulsa sobre permitir que la aplicación acceda a tus notificaciones, contactos, micrófono y conexión Bluetooth. 

Asegurate de que el Bluetooth de tu iPhone se encuentra habilitado. Para insertar la tarjeta micro SIM en el adaptador Bluetooth de NeeCoo Magic, deberás utilizar un ‘clip’ de manera similar a cómo lo hacemos con un smartphone actual para liberar su bandeja. 

Presiona el botón situado junto a la ranura de la tarjeta para encender el dispositivo. Deberías ver luces LED  verdes y rojas en el lateral del dispositivo que comienzan a parpadear. Esto significa que está listo para emparejarse con tu iPhone. 

Al emparejarlo, puede que el dispositivo solicite una clave. El valor fijado por defecto por el fabricante se corresponde con la numeración ‘0000’. Ahora podrás ver asociado el dispositivo a tu iPhone y acceder a los ajustes. 

Qué hacer si la conexión no funciona

Si la tarjeta NeeCoo Magic Card no se conecta automáticamente a tu iPhone, prueba a cerrar la aplicación MoreCard en tu teléfono y vuelve a abrirla. Asegurate de que el Bluetooth de tu iPhone esté activado. 

Si la tarjeta SIM no ha sido registrada con una red, la luz LED verde parpadeará en el dispositivo y el nombre del operador no aparecerá en la pantalla del iPhone. Vuelve a repetir los pasos de sincronización para emparejarla con tu terminal.